METRÓPOLI

El paso a paso de la balacera en casa del cardenal (fotos)

Mediante las cámaras de seguridad fue posible reconstruir como se llevó a cabo el ataque contra Norberto Rivera

  • ANTONIO NIETO
  • 24/10/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
El paso a paso de la balacera en casa del cardenal (fotos)
Las cámaras de seguridad grabaron la balacera en la casa del cardenal. (Especial)

A las 15:00 horas en punto, cámaras particulares captaron a un hombre de camisa azul caminando por la calle Camelia, cerca de la residencia del cardenal Norberto Rivera.

El individuo aparenta hablar por teléfono y durante casi dos minutos se detuvo entre el muro de un inmueble y un árbol.

La Procuraduría capitalina (PGJCDMX) lo tiene identificado como uno de los probables responsables de matar a un escolta del religioso, el domingo pasado en la Colonia Florida, Alcaldía de Álvaro Obregón.

Con base en videos anexados a la carpeta de investigación CI-FAO/AO-3/UI-1C/D/5643/10-2018, una minuto después de esto, otro sujeto es captado frente a la casa de Rivera.

De igual modo iba hablando por teléfono.

A las 15:01 horas, un hombre robusto y con saco gris, camisa negra, pantalón de mezclilla, lentes y zapatos café se aproxima a la puerta.

Inmediatamente toca el timbre y dice que lleva un paquete para el cardenal; en realidad, se trata de un sobre amarillo con hojas en blanco.

A las 15:02 horas, el escolta José Javier Hernández Nava, de 42 años de edad, abre la puerta y dos sospechosos irrumpen en el domicilio.

En las imágenes aparece el mismo sospechoso de camisa azul y pantalón negro grabado un minuto antes. Está también otro de chaleco negro, lentes oscuros, camisa de manga larga, gorra y zapatos tenis; es éste último quien abre fuego contra el guardaespaldas del cardenal.

En el tiroteo, Hernández Nava resulta herido y trata de refugiarse detrás de una camioneta Volvo, pero tiene un disparo en el tórax y otro en el rostro.

Otro escolta enfrenta a los atacantes y los lesiona.

A las 15:03, dos de los agresores salen corriendo de la residencia y abordan dos camionetas, una Nitro blanca y una Buick Enclave. Otro más, el de chaleco negro, gorra y lentes oscuros sale gateando; deja un rastro de sangre.

El escolta sale a la calle y continúa disparándoles.

Siete minutos más tarde arriban elementos preventivos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP-CDMX). El escolta que abrió a los delincuentes falleció posteriormente, mientras uno de los homicidas fue dejado a las puertas de un hospital en Lomas Verdes, Naucalpan, donde sigue hospitalizado.

Así sucedió, paso a paso, la balacera en la que el cardenal, Norberto Rivera, salió ileso, pues se hallaba en su habitación, a unos 50 metros de donde tuvo lugar el enfrentamiento.