El corazón de la CDMX, asfixiado por el narcomenudeo

El corazón de la CDMX, asfixiado por el narcomenudeo

Informes de la Fiscalía capitalina revelan que entre diciembre de 2018 y febrero de 2021 se identificaron 12,188 zonas de narcomenudeo en las 16 alcaldías

METRÓPOLI
  • MARCOS MUEDANO
  • 25/04/2021
  • 08:00 p.m. hrs
  • Escuchar

A unos pasos de la residencia del presidente Andrés Manuel López Obrador, de la Fiscalía General de la República (FGR), de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), del Poder Judicial de la Federación (PJF), del Senado de la República, así como de instituciones de seguridad y procuración de justicia capitalinas, ubicadas en la Ciudad de México, se vende droga.

También lee: Crimen organizado domina mapa de muertes en CDMX

Por la mañana, tarde, noche o en la madrugada, los puntos de venta de narcomenudeo no descansan. En calles, bares, vecindades, esquinas, parques, mercados y en cualquier lugar, las organizaciones criminales, a través de los llamados dealers, han edificado una estructura de venta que alcanza más de 12 mil puntos en los dos primeros años de la administración de Claudia Sheinbaum Pardo.

Un informe de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX), consultado por La Silla Rota muestra que, entre el 10 de diciembre de 2018 y el 10 de febrero de 2021, las áreas de inteligencia de la institución identificaron 12 mil 188 zonas de narcomenudeo en las 16 alcaldías de la entidad.

Fotos Cuartoscuro

La venta de droga al menudeo ha crecido más de 389.49 %, en las últimas dos décadas. En 2006, el entonces secretario de Seguridad Pública de la Ciudad de México, Joel Ortega Cuevas, mencionó que, entre enero y agosto de 2005, se detectaron dos mil 490 puntos de narcomenudeo, a partir de denuncias recibidas al 060.

El problema es grave y delicado, y más cuando no existe una encuesta reciente de consumo de drogas que permita conocer, si han aumentado o han disminuido las adicciones por sustancias ilícitas entre los habitantes de la Ciudad de México. La última fue hecha en 2017.

Además, en la capital y en todo el país, no existe una política clara para atender el consumo y cerrar la puerta de un mercado (ilícito) que los cárteles y narcomenudistas tienen claro cómo explotar.

 

Esta es la primera parte de dos textos donde se abordará el narcomenudeo en la capital del país, comenzando, por el Centro Histórico, el llamado "corazón" de la Ciudad de México, antes Tenochtitlán, el que ahora controlan los narcos.

TENOCHTITLÁN: LA CONQUISTA DE LOS DEALERS

Para cualquier habitante de la Ciudad de México es secreto voces dónde se ubican los puntos de narcomenudeo. En algún momento, en todos los hogares de la capital del país el tema ha sido parte de las conversaciones por las situaciones de riesgo que han vivido o escuchado por vecinos, amigos, familiares o a través de los medios de comunicación.

Sin embargo, para las autoridades parece que este es un tema tabú que está fuera de la agenda política y de seguridad, un problema que pocos funcionarios se han atrevido a abordar.

La ignorancia, descuido y complicidad de las autoridades ha llevado a las organizaciones criminales a establecer una red de venta de droga en las propias narices del presidente Andrés Manuel López Obrador; de la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum; así como de los ministros que integran la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Los registros del Sistema de Información Estadística Delictiva de la FGJCDMX revelan que, en los dos últimos dos años, se identificaron nueve puntos de venta de drogas en las calles que rodean a Palacio Nacional, al de Ayuntamiento, así como a las instalaciones de la SCJN, inmuebles ubicados en un perímetro menor a un kilómetro de distancia en la alcaldía Cuauhtémoc.

Los lugares detectados por la FGJCDMX, entre enero de 2019 y diciembre de 2020, se encuentran en las calles de Moneda (uno), Corregidora (dos), Plaza de la Constitución (dos), Correo Mayor (uno), Avenida 20 de Noviembre (uno) y Avenida Pino Suarez, en el cruce con Corregidora (uno).

De acuerdo con los datos de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, tan solo en la colonia Centro se tiene el registro de 367 lugares donde se comercializan drogas al menudeo, principalmente en vecindades, puestos ambulantes, así como comercios establecidos.

La mayor venta de drogas en el Centro Histórico, se lleva a cabo en las calles de: Vidal Alcocer, Lecumberri, Manuel Doblado, Callejón de Mixcalco, Circunvalación, Del Carmen, Eje 1 Norte, Eje Central Lázaro Cárdenas, República de Argentina, Brasil, Chile y Bolivia.

Los tentáculos del crimen organizado abarcan calles y avenidas de todo el primer cuadro de la capital, vialidades que conectan a toda la ciudad. Una de ellas, es la colonia Morelos, donde se han efectuado múltiples operativos contra el crimen organizado que no han dado resultados para terminar con la venta.

En esta zona, donde se encuentra el llamado "Barrio Bravo" de Tepito, las autoridades han presumido decomisos históricos de drogas, así como el aseguramiento de supuestos líderes del crimen organizado.

El despliegue de elementos supuestamente acabó con la venta de estupefacientes en lugares históricos, como "La Fortaleza", unidad habitacional ubicada en Avenida del Trabajo y la calle de Rivero. Otro de los lugares, que ya no existen paras las autoridades, es la llamada "Ciudad Botica".

Sin embargo, de acuerdo con los registros a los que tuvo acceso La Silla Rota, estos dos lugares continúan siendo puntos de abastecimiento a los que cualquier persona puede acudir para comprar narcóticos.

La Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México ha identificado, tan solo en los últimos dos primeros años de esta administración, mil 40 puntos de venta en la colonia Morelos. Los registros de la institución indican que, en esa zona, es donde más lugares de venta hay en toda la Ciudad.

Según los datos de la FGJCDM, los principales expendios en la Morelos se encuentran en: Bartolomé de las Casas, Jesús Carranza, Estanquillo, Libertad, Peralvillo, Tenochtitlán, Matamoros, Toltecas, Eje 1 Norte, Ignacio López Rayón, Avenida Paseo de la Reforma, Aztecas, Comonfort y Estanquillo.

NARCOMENUDISTAS ASFIXIAN A LA CUAUHTÉMOC

No hay colonia donde no estén. Los narcomenudistas han aprovechado el vacío de autoridad que hay en la alcaldía Cuauhtémoc hasta convertir a la demarcación como la segunda con más puntos de venta de droga de las 16 que integran a la Ciudad de México, sólo por detrás de Iztapalapa.

Tanto en las zonas de "alta plusvalía", como de baja, hasta llegar a guetos o las inmediaciones de instituciones gubernamentales, el crimen organizado se encuentra presente a través de sus vendedores.

Especialistas en temas de seguridad pública consideran que el narcomenudeo está presente en el centro de la ciudad, así como en todas sus alcaldías, debido a que históricamente no se ha atendido la problemática.

Además, los puntos de venta confirman que hay un mercado que las organizaciones han aprovechado al pasado de los años, gracias a la complicidad de las propias autoridades y a que han evadido abordar el tema.

No me sorprende el número de puntos de venta, considerando que en la Ciudad de México habitan millones de habitantes. Otro de los puntos que debemos tener en cuenta es el poder adquisitivo de los capitalinos

"Tomando esto como referencia, es verdad que hay un aumento en el consumo de las drogas entre los jóvenes", menciona Gerardo Rodríguez Luna, coordinador académico del Centro de Estudios sobre Impunidad y Justicia de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP).

"La Ciudad de México es una de las más pobladas del mundo. El tipo de actividades que se realizan en las diferentes alcaldías, son un detonante para este mercado de consumo. Esto ha llevado a la proliferación, así como a redes de venta a los alrededores de las instituciones de gobierno. La zona centro tiene espacios controlados por el crimen organizado o ambulantes.

"Es evidente que las vecindades son uno de los principales lugares bajo su poder. En el centro de la ciudad, siempre han existido los vacíos de poder, los cuales son aprovechados por el crimen organizado", menciona Armando Rodríguez Luna, experto en seguridad nacional y director de Proyecto de la División de Seguridad e inteligencia Estrategic Affairs.

"Los datos comprueban que hay organizaciones criminales en la Ciudad de México provenientes de cárteles. Estos grupos tienen una estructura, una línea de distribución bien edificada. Además, hay que sumar el tema del Estado de México, el consumo en municipios conurbanos, principalmente al oriente de la capital. Otro punto es el corredor a Querétaro", comenta Gerardo Rodríguez.

Algunos analistas han mencionado que el vacío de poder en el Centro Histórico es aprovechado para la creación o coexistencia entre grupos criminales y del Estado, como pueden ser policías, ministeriales o funcionarios de gobierno, los cuales coogobiernan con los cárteles

En el centro de la ciudad, también hay zonas dedicadas a secuestrar personas, para desmembrar o descuartizar niños. Todo esto pasa en el primer cuadro del país. Hay total impunidad", considera Armando Rodríguez.

De acuerdo con los datos de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, tan sólo en la alcaldía Cuauhtémoc, se tiene un mapeo de dos mil 298 puntos de venta de drogas localizados en 33 colonias.

Los registros indican que la mayor proliferación de venta se ubica en las colonias Morelos (mil 40), Centro (367), Guerrero (171), Doctores (143), Buenavista (96), Roma Norte (49), Peralvillo (45), Juárez (42), así como en Santa María la Rivera (40).

Estos puntos se encuentran por todas partes, incluidas las inmediaciones de la propia FGJCDM, Senado, de la Secretaría de Seguridad Ciudadana o de la Fiscalía General de la República o del Senado. Un ejemplo de ello son las calles Liverpool, Puebla, Hamburgo, y Amberes, vialidades que se ubican a unas calles donde despachan el fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero, así como el secretario de Seguridad de la capital del país, Omar García Harfuch.

En una segunda entrega, La Silla Rota presentará el contexto del crimen organizado en las 15 alcaldías restantes de la Ciudad de México y abrirá la base de datos obtenida, vía transparencia, para que el lector pueda conocer la problemática de narcomenudeo en las zonas donde habita.


rst