METRÓPOLI

Cien mil empresas cerrarían, si Edomex retorna al semáforo rojo

La presidenta del Consejo Coordinador Empresarial de Edomex aseguró que además cinco millones de trabajadores dejarían de recibir su salario completo

  • ISAAC RAMÍREZ
  • 27/10/2020
  • 17:48 hrs
  • Escuchar
Cien mil empresas cerrarían, si Edomex retorna al semáforo rojo
Establecimientos en Edomex afectados por la pandemia (Cuartoscuro/Archivo)

HUIXQUILUCAN.- Un eventual regreso del Estado de México al semáforo epidemiológico en color rojo por el nuevo aumento de casos de la covid-19, ocasionaría el cierre definitivo del 30 por ciento de las empresas mexiquenses, además de que alrededor de cinco millones de trabajadores de esta entidad dejarían de recibir su salario completo, pues los patrones se verían imposibilitados de pagar los sueldos íntegros de sus empleados, advirtió la presidenta del Consejo Coordinador Empresarial del Estado de México (CCEM), Laura González Hernández.

Al asistir a la reunión del Consejo de Participación Ciudadana y Empresarial del Estado de México (Copaciem), Laura González aseveró que, si las autoridades estatales y municipales no realizan acciones oportunas para contener la pandemia, se generaría un duro golpe a la economía estatal, ya que las estimaciones arrojan que cerca de cien mil empresas podrían quebrar, especialmente, si el cambio de semáforo ocurre antes de que se celebre El Buen Fin, en el cual la mayoría de las empresas espera aumentar sus ventas entre un 20 y 25 por ciento.

Señaló que, actualmente, entre el 80 y 90 por ciento de la plantilla laboral ya ha retornado a sus instalaciones y el resto se mantiene bajo la modalidad del home office; no obstante, para los empleadores ha sido muy difícil sacar adelante sus empresas, pues algunos trabajadores no están respondiendo con el trabajo en casa y, en otros casos, sus actividades no se ajustan a distancia.

SALARIOS ÍNTEGROS SE TAMBALEAN

La líder empresarial aseguró que los inversionistas han resultado muy afectados desde el inicio de la pandemia, lo que llevó a cerca del 10 por ciento de las industrias y establecimientos a declararse en quiebra entre los últimos cuatro meses; sin embargo, de no evitarse un nuevo confinamiento, el universo sería mayor y, por otro lado, habría algunos dueños de empresas que se verían en la necesidad de recortar los salarios de sus empleados para poder mantener con vida sus negocios.

Como lo informó La Silla Rota, el presidente de la Asociación de Bares y Restaurantes (Asbar) en el Estado de México, Patricio González Suárez, afirmó que el sector de bares y restaurantes sería uno de los más afectados, pues no solo está en riesgo la permanencia de los negocios, al registrar un aforo de solo 30 por ciento y que, de pasar al semáforo rojo, alcanzaría apenas el 15 por ciento. 

Sin embargo, consideró que los salarios de los trabajadores también estarían en riesgo, pues la Nueva Normalidad ha permitido que quienes se dedican a estos giros nuevamente puedan contar con sus salarios íntegros, toda vez que la mayoría depende de las propinas por los servicios que brindan, por lo que un cierre parcial y/o total ocasionaría que los empleados enfrentaran nuevamente problemas económicos por no contar con este tipo de prestaciones. 

PIDEN TOQUE DE QUEDA PARA FIESTAS

Ante ello, el Consejo Coordinador Empresarial del Estado de México pidió a las autoridades estatales y municipales considerar un posible “toque de queda” para fiestas, celebraciones y/o actos masivos, especialmente, durante los fines de semana, para evitar que la población continúe realizando este tipo de actos, como ocurrió este fin de semana en Toluca, donde se congregaron mil personas en un mismo espacio para disfrutar de un concierto, y los cuales no solo ponen en riesgo a los asistentes, sino que, ante un posible brote de este virus, afectan la economía de la entidad.

Laura González informó que, de manera paralela, en los siguientes días, sostendrán una reunión con el secretario de Movilidad, Gilberto Limón Chávez, para solicitarle que se refuercen las medidas de sanidad a bordo del transporte público, las cuales se han aligerado, a pesar de que la mayor parte de los trabajadores se movilizan por estos medios, lo que también pone en riesgo la productividad de las empresas.

Asimismo, pidió reforzar el sistema de denuncias telefónicas, para que aquellas personas que detecten una concentración masiva o una reunión grande en un hogar puedan reportarla y las autoridades locales asistan a dispersarlas, para disminuir el riesgo de contagios.



(Sharira Abundez)