METRÓPOLI

Balas perdidas en CDMX: los peores casos

La mayoría de los casos de balas perdidas fueron registrados en diferentes zonas de la alcaldía Iztapalapa

  • REDACCIÓN
  • 08/07/2019
  • 19:00 hrs
  • Escuchar
Balas perdidas en CDMX: los peores casos
Los casos de balas perdidas en CDMX (Foto: Archivo)

En la Ciudad de México han existido varios casos por balas perdidas que van desde lesiones hasta quitarle la vida a la persona con la que se impacta, muchas de las víctimas residían en la alcaldía Iztapalapa, estos son los peores casos.

LEE MÁS: Casos de mujeres asesinadas en CDMX, inconclusos

MEGAN

El pasado sábado en la madrugada, una bala perdida lesionó en el ojo a una menor de 7 años cuando dormía dentro de su domicilio en la alcaldía Iztapalapa, por esta razón el Ministerio Público inició una carpeta de investigación por el delito de lesiones por disparo de arma de fuego, en agravio de la menor herida en la colonia El Manto.

La niña fue trasladada al Instituto Nacional de Pediatría en donde se trasladó la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum para ofrecerle a poyo a los familiares.

LOURDES

Otro caso similar ocurrió en el año 2010, cuando una bala perdida se impactó en el cerebro Lourdes de 47 años de edad en la colonia Tepalcates en la alcaldía Iztapalapa.

La fiscalía capitalina abrió una carpeta de investigación, sin embargo, los agentes nunca encontraron al que apretó el gatillo.

A la izquierda, Lourdes Gutiérrez. A la derecha, la radiografía del balazo.

AIDEÉ

Un caso más reciente, ocurrió el 29 de abril, cuando la estudiante del CCH Oriente,  Aideé Mendoza murió de un balazo mientras tomaba clase de matemáticas.

Aunque la prensa especuló con que el disparo se hizo de cerca, posiblemente con una pluma bala, los investigadores lo negaron más tarde. Luego filtraron la hipótesis de que la bala llegó de lejos, de entre 130 y 300 metros. De dentro o de fuera del plantel. Es decir, que quien fuera que disparó parece que no tuvo a Aideé como objetivo.

Related image

Hendrick

Anteriormente, en noviembre de 2012, una bala perdida proveniente del exterior del Cinépolis de Plaza Ermita Iztapalapa le quitó la vida a Hendrick Cuacuas, de 10 años.Por la dirección y análisis de la caída de la bala, el orificio corresponde al asiento 16 de la fila G, donde peritos químicos encontraron rastros hemáticos, una vez analizado el tipo de orificio, el perito en criminalística determinó que el disparo fue realizado desde el exterior de la plaza comercial.

vmff