LA CADERA DE EVA

Podemos no ser amigas, pero nunca enemigas: feministas

El feminismo nos invita a cuestionar la forma de relacionarnos con otras mujeres, podemos no ser amigas pero nunca enemigas

  • REDACCIÓN
  • 12/08/2020
  • 17:21 hrs
  • Escuchar
Podemos no ser amigas, pero nunca enemigas: feministas
Amistad entre mujeres (Foto: Pexels)

Cuando te abres al feminismo no hay vuelta atrás, comienzas a cuestionarte todo, es aprender a mirar desde otro ángulo. La preconcepción de la amistad entre las mujeres es complicada porque está atravesada por los celos y la competencia.

Mujeres juntas sólo difuntas” es una de las frases que se dicen en el imaginario popular. ¿Por qué?

El sistema patriarcal, donde impera el poder, nos ha hecho ver que las relaciones entre las mujeres hay competencia y envidia. Esta es una de las conclusiones a las que llega un estudio cualitativo que hizo la organización La Rebelión del Cuerpo.

Lee: ¿Cómo vivir la sororidad?

El feminismo forma relaciones más fuertes

El estudio del grupo La Rebelión del Cuerpo fue a través de una convocatoria, donde participaron 275 mujeres que fueron divinidades en cuatro grupos por edad,  de 18 a 25 años, de 26 a 35, de 36 a 45 y 45 o más.

Javiera Menchaca, socióloga y coordinadora de la comisión de investigación de La Rebelión del Cuerpo dijo para La Tercera que dichas instancias exploraron las diferentes dimensiones de la amistad, sus historias y cambios a lo largo de su vida.

Algo que percibió, la coordinadora entre las mujeres feministas es que si bien no son amigas, sí se convierten en un apoyo para la otra.

“Surge fuertemente el concepto de sororidad como una nueva dimensión. Lo reconocen como el apoyo ante situaciones de discriminación y violencia. Y la idea es que juntas, empoderándonos entre mujeres, podemos evitar y cambiar esto. Hacer el mundo más llevadero”, explica Javiera.

Sororidad no es lo mismo que amistad

El problema no es con las amigas cercanas sino con las mujeres que están fuera del círculo; ya que opera una lógica de competencia. 

 Lee: La sororidad será el triunfo de la revolución feminista: Las Tesis

“Las veían como enemigas. Pero dicen también que después de conocer el relato feminista, empezaron a darse cuenta de que no tiene por qué ser así… La mayoría coincidía en que si cada una comienza a cambiar la forma de relacionarse con otras mujeres, las otras dejan de ser una amenaza”.

Yo también te creo

Así como en la serie Sex Education donde las mujeres tuvieron que encontrar algo que las unía que fue el acoso, así este grupo de mujeres, las frases de “amiga yo te creo”, “me too” o “ni una menos”, ha creado comunidad entre las mujeres.

“El feminismo nos enseña que no somos competencia, que lo que le pasa a una le pasa a todas. Antes veíamos envidia, falta de empatía. Ahora dejamos de competir. El feminismo nos enseña que mientras más divididas, más nos vulneran y violentan, y mientras más unidas, más avanzamos. Nos enseña a hacer este mundo más llevadero y nos hace conocer la sororidad. La otra mujer podrá no ser tu amiga, pero no será tu enemiga”, es la conclusión de uno de los grupos.

Feminismo cambia la percepción de la amistad

Lee: "No acosarnos no es suficiente, queremos igualdad de salarios"

Con el feminismo las mujeres han reconfigurado lo que significa la amistad para ellas. Cambió su estándar para elegir amigas, ahora buscan relacionarse con personas que tengan los mismos valores y respeten a las personas.

De acuerdo con Javiera, el feminismo les permitió reconfigurar sus vínculos con otras personas. Las participantes en el grupo identificaron que hay dos tipos de relaciones entre mujeres, las amigas de toda la vida y “las conocidas”.

Algunas comentaron que sus amistades de años se quedaron igual, porque hay lazos más allá de lo social o político, aunque algunas terminaron ese tipo de relación porque se dieron cuenta que no compartían aquello que les importaba.

Por lo que el feminismo te permite reconectarte contigo misma de una forma más auténtica y así vincularte de una forma más libre, fuera de los estereotipos y el "deber ser".

(Diana Juárez)

Con información de La Tercera