LA CADERA DE EVA

El punitivismo que señalan algunas feministas detrás de la #LeyOlimpia

La cárcel como única medida para castigar la violencia digital no es la vía, acusan organizaciones feministas

  • DIANA JUÁREZ
  • 30/04/2021
  • 16:31 hrs
  • Escuchar
El punitivismo que señalan algunas feministas detrás de la #LeyOlimpia
El punitivismo que señalan algunas feministas detrás de la #LeyOlimpia (Foto: Cuartoscuro)

Detrás de la Ley Olimpia hay un sentido punitivista que no atiende de forma integral la violencia como lo plantea la Ley General de Acceso, han acusado feministas.

"Hoy en el pleno de @Mx_Diputados, como lo hice en Comisiones Unidas de Justicia e Igualdad de Género, voté en contra de la #LeyOlimpia porque, a lo largo de esta legislatura, me he convencido de la inutilidad del punitivismo como mecanismo de resolución de problemas", escribió en su cuenta de Twitter la diputada Lucia Riojas.

En el mismo sentido, la diputada por el PRD, Guadalupe Almaguer Pardo publicó también su indignación en Facebook y señaló que no se tomó en cuenta todo lo observado por las colectivas y defensoras de derechos humanos.

"Por premura, de querer aprobar a como de lugar una iniciativa sobre violencia digital. Que solo contiene un solo tipo de violencia. Se hizo Parlamento Abierto , y no se tomó en cuenta lo observado por colectivas y sobre todo por especialistas defensoras de DDHH. la 4T solo busca aprobar en este último periodo. Sin que ficha ley integre todas las observaciones", escribió Almaguer.

Y completó: "Será una ley Mocha. además de que, solo en el populismo se le impone nombre a las leyes . Se debe legislar para la sociedad y sus poblaciones que viven el problema".

Aimée Vega, investigadora del CEIICH-UNAM y coordinadora del Laboratorio Feminista de Derechos Digitales, señaló que su principal preocupación es que la definición de violencia digital incluida en el dictamen representa en la creación de un doble tipo penal.

"La Ley contra la Trata ya sanciona la misma conducta establecida en el dictamen, pero con una pena más alta, lo que significa que el dictamen aprobado beneficia a los agresores y no a las víctimas", estipula en el comunicado publicado por las organizaciones que han cuestionado la denominada Ley Olimpia.

¿Por qué es punitivista?

Para la red de organizaciones que hicieron observaciones a esta reforma, las cuales fueron ignoradas La Ley Olimpia es punitivista, ya que para ellas la cárcel como única solución no lo es todo, sino que se debe de antender de forma integral.

"La estrategia central del feminismo es que la víctima tenga las posibilidades de elegir, alguna puede decir: ´no me interesa que esté en la cárcel pero sí que deje de laborar en el trabajo donde estoy´", explica Andrea Medina, abogada y feminista, para La Cadera de Eva.

Para ello, Agneris Sampieri, abogada de R3D, apunto que la estrategia debe ser integral, es decir, se deben involucrar otras organizaciones para que haya también una iniciativa educativa y concientización sobre la violencia.

"Los principales perpetradores de la violencia digital son los adolescentes y jóvenes adultos, se ve una falta de empatía, a través de estos mecanismos de educación podríamos evitar que lo hgan, además contemplar en los planes de estudio la generación de conciencia sobre lo que pasa en el entorno digital", señaló Agneris.

Las organizaciones que han cuestionado la denominada Ley Olimpia son Laboratorio Feminista de Derechos Digitales, R3D, Luchadoras, Artículo 19, Las Constituyentes Feminsitas, Mesa de Mujeres, Nosotras Tenemos Otros Datos, Red de Abogadas Violeta, Conectadas, Cimac y Coalition.

¿Qué castiga la Ley Olimpia?

La Ley Olimpia Nacional reconoce la violencia digital como un tipo de violencia contra las mujeres que incluye acoso, hostigamiento, amenazas, insultos y vulneración de información privada, así como la difusión de contenido sexual sin consentimiento, textos, fotos, videos o datos personales a través de internetredes socialescorreoapps, o cualquier otro espacio digital.

Dentro de las penas que se contemplan está: de tres a seis años de prisión y una multa de 500 a mil Unidades de Medida y Actualización (UMA) para quien cometa violencia digital, acciones dolosas realizadas a través de un medio digital y mensajes o declaraciones que vulneren la integridad, privacidad, intimidad y derechos humanos de las personas, en especial de las mujeres.