DINERO

La economía del desamor; así de caro sale divorciarse

Desamor, sufrimiento y mucho dinero de por medio es el principio del último viaje que una pareja empieza cuando se divorcia

  • REDACCIÓN
  • 16/08/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
La economía del desamor; así de caro sale divorciarse
Entre 2000 y 2015, el número de divorcios aumentó 136.4 por ciento (Foto: especial)

Terminar una relación es un proceso doloroso, desgastante y caro. Los mexicanos se casan menos y se divorcian más. Entre 2000 y 2015, el número de divorcios aumentó 136.4%, mientras que el monto de matrimonios se redujo 21.4%, reveló el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

También puedes leer: Divorcio superexprésya es posible en la CDMX

En la Ciudad de México existen a grandes rasgos, dos tipos de divorcios, cuyos términos pueden variar:

·         Divorcio Voluntario:

Dependiendo de las características de la relación se divide en (a) en la vía administrativa, y (b) por mutuo consentimiento en la vía judicial.

En la vía administrativa implica que ambos cónyuges están de acuerdo en separarse. Es tiene un costo de apenas mil 19 pesos (datos de 2016), que es el mismo precio que tiene casarse en el registro civil, y otorga un acta original de divorcio el mismo día.

El costo es aún más bajo cuando consideramos que el procedimiento no requiere la intervención de un abogado, por lo que se evitan pagos por concepto de honorarios.

Por mutuo consentimiento en la vía judicial. El trámite se complica si la pareja tiene hijos. En estos casos, además de tener al menos un año de matrimonio cumplido, deben solicitar el divorcio y estar (ambas partes) de acuerdo. Pero para que se concrete el divorcio, deben acordar de mutuo acuerdo.

Si un juicio presenta bienes e hijos, pero existe común acuerdo, el proceso puede costar de 20 a 30 mil pesos por concepto de honorarios del abogado, dependiendo de la facilidad con la que ambas partes se pongan de acuerdo en la separación de los bienes y la tutela de los pequeños, de ser menores de edad.

·         Divorcio unilateral, incausado o exprés:

En esta modalidad, basta con que una de las partes solicite la separación, aunque la otra no otorgue su consentimiento. No se necesita razón legal alguna por parte de los cónyuges para solicitar el divorcio.

Este trámite es sencillo, su gestión es más rápida. El Código Civil para el Distrito Federal reformado establece sus requisitos y lineamientos.

Puede solicitarse unilateralmente por los cónyuges ante el juez, manifestando su voluntad de no querer continuar con el matrimonio, sin que sea necesario señalar la causa por la cual lo solicita.

“El divorcio exprés ha sido mal denominado, porque ahora un juicio de divorcio en el que hay bienes e hijos, pero en el que ambas partes se ponen de acuerdo en todo lo que la ley establece puede manejarse en un par de meses, lo que es bastante rápido en comparación a lo que antes tardaban: más de uno o dos años”, indicó Tomás León, abogado.

Una vez otorgada la sentencia, podemos realizar una anotación de divorcio en el acta de matrimonio.

Este trámite tiene un precio de 203 pesos y tiene el beneficio adicional de constar la separación en cualquier copia subsecuente de nuestra acta matrimonial que solicitemos al registro.

Estos trámites son más económicos en comparación por ejemplo con el cambio de régimen patrimonial en la sociedad conyugal y con un matrimonio a domicilio, pues ambos cuestan dos mil 46 pesos.

Todas estas cifras sin considerar los pagos de psicólogos, terapeutas, gastos de traslados entre otros conceptos en caso de que sean requeridos.

¿Cuáles son los principales motivos de divorcio?

La principal causa de divorcio es por mutuo consentimiento (50.8%), seguida de voluntario unilateral (34.4%). En tercer lugar, está la separación por 2 años o más, independientemente del motivo (8.7%). Estas tres causas representan 93.9% del total de divorcios heterosexuales, registrados en 2015.

En cuanto su condición de actividad, en 5 de cada 10 divorcios ambos trabajan; en 2 de cada 10, solo el hombre; en 2.2% solo la mujer, y en 1.7% ninguno. De las mujeres que se divorciaron, 18.6% tenía mayor escolaridad respecto a su cónyuge; 40.2% tenían el mismo grado de escolaridad y 17.3% era menor, estos datos según el INEGI

iarb