ESTADOS

Sancionan a exdirigente de Morena que puso a "El Chapo" como ejemplo de tenacidad

En un evento del programa Jóvenes Construyendo el Futuro, Carlos Ucán Yam dijo que la tenacidad de "el Chapo" lo llevó a estar donde está

  • ÁXEL CHÁVEZ / CORRESPONSAL
  • 18/04/2019
  • 19:09 hrs
  • Escuchar
Sancionan a exdirigente de Morena que puso a El Chapo como ejemplo de tenacidad
Morena afirmó que destacar la tenacidad de un delincuente no comulga con el ideario del movimiento (Foto: web)

Por utilizar al narcotraficante Joaquín "El Chapo" Guzmán como ejemplo de tenacidad, Carlos Ucán Yam, expresidente del Comité Ejecutivo Estatal del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) en Campeche fue suspendido un año de sus derechos partidarios, a partir del 1 de abril.

El 10 de enero, durante la presentación del programa Jóvenes Construyendo el Futuro, Ucán Yam, representante de la coordinadora de programas sociales en el estado, Karla Meave Ferniza, manifestó:

“Yo leí hace un par de años la historia, que no les va a gustar a muchos porque de repente hago este ejemplo de "El Chapo" Guzmán. ¿Cómo es posible que un hombre que apenas llegó a tercer grado de primaria logró ser un hombre pionero en el tema del narcotráfico y de las drogas? Tuvo una oportunidad que le cambió la vida y la tenacidad de este hombre lo llevó a estar donde está”.

Por esta alusión al líder del Cártel de Sinaloa, recluido en la prisión federal de Manhattan, Nueva York, a la espera de sentencia tras ser condenado por delitos relacionados con el tráfico de drogas y el blanqueo de capitales, la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Morena inició el 23 de enero un procedimiento de oficio.

En el expediente CNHJ-CAMP-030/19, el órgano intrapartidista expuso que destacar la supuesta tenacidad y diligencia de actores sociales que han optado por el camino de las conductas delictivas no comulga con el ideario del movimiento.

“Manifesté de manera irreflexiva, un ejemplo evidentemente mal planteado”, dijo en su defensa Ucán Yam, y añadió:

“Nunca existió dolo en mi actuación, ya no era y tampoco lo es, la voluntad de causar un daño o perjuicio a nuestro instituto político en ninguna de las formas que se pudiera interpretar”.

El exdirigente estatal consideró no haber dañado la imagen de Morena, y pidió no quedar “estigmatizado, señalado, inhabilitado ni mucho menos ser requerido en un procedimiento con el actual por un error humano e involuntario”.

“Jamás en mi vida partidista y personal ha imperado la deshonestidad y la violación a nuestros principios”, añadió.

A su favor, presentó notas periodísticas cuyo contenido refiere una supuesta campaña de persecución política y difamación iniciada por el gobernador de Campeche, Alejandro Moreno Cárdenas, en contra de personajes de distintos sectores de la sociedad civil, entre los cuales él fue incluido.

No obstante, el órgano interno de Morena determinó que estas supuestas pruebas no guardan relación con el hecho, “aunado a que él mismo no menciona en su escrito de respuesta los razonamientos que permitan la vinculación de las mismas con lo sucedido el 10 de enero de 2019”.

En su contraargumentación, Ucán Yam no negó la alusión al Chapo Guzmán, la cual fue videograbada; sin embargo, justificó que fue “un error en la forma de las expresiones” y que su intención, en ningún momento, “fue orientar” hacia actividades delictivas.  

“La alusión fue un ejemplo necesario de lo que no queremos, que los medios tergiversan, aunque sean polémicos, pero la postura es un ejemplo negativo de lo que no se quiere, asimismo di buenos ejemplos, alusiones a personas de lo que sí queremos. Yo no he hecho ninguna invitación a tomar ese ejemplo, cierto también es que medios de comunicación tomaron únicamente la parte –negativa- para golpear. Me siento libre de culpa moral. Entiendo la responsabilidad al tomar el micrófono, pero soy enfático, que su ejemplo es algo de lo que no se debe hacer”.

El órgano jurisdiccional estimó que el exdirigente vulneró las disposiciones estatutarias relativas a desempeñarse como digno representante de su partido, y enfatizó en que las declaraciones no se basaron en las luchas del pueblo mexicano, así como valores democráticos y humanistas –como, refirió, promueve el partido–, sino en conductas delictivas que no deben ser, “en ninguna forma, ejemplos bajo los cuales miembros de Morena se inspiren o inspiren a otros”.

Asimismo, observó que de las propias palabras del acusado se desprende que con recurrencia ejemplifica con El Chapo Guzmán, pues, mencionó: “porque de repente hago este ejemplo”. Ello, remarcó, “debe considerarse inadmisible dentro de Morena, pues no constituye su ideario ni los criterios o parámetros de corrección bajo los cuales sus miembros se organizan”.

Los dichos de Carlos Ucán, añadió, también trajeron como consecuencia un menoscabo a la imagen pública del partido, pues durante el día en que se pronunciaron, diversos medios de comunicación tanto nacionales como extranjeros los difundieron, los cuales, juzgó, fueron por “adversarios” para “debilitarnos y/o desprestigiarnos, aduciendo que en Morena se estaba gestando una especie de apología del delito acerca de las actividades desempeñadas por narcotraficantes”.

bl