ESTADOS

Puebla, una elección sui generis

Tras la repentina muerte de la entonces gobernadora Martha Erika Alonso, Puebla vuelve a una contienda electoral en un ambiente polarizado y de alta expectativa

  • MARCO ANTONIO MARTÍNEZ, IVÁN MEJÍA Y JUAN LÁZARO
  • 01/06/2019
  • 20:00 hrs
  • Escuchar
Puebla, una elección sui generis
Puebla, una elección sui generis (Foto Cuartoscuro)

Este 2 de junio, Puebla volverá a tener elecciones, ahora de carácter extraordinario, para gobernador, a menos de un año de las más recientes.

Se trata de un hecho inédito, debido a la muerte de la gobernadora en funciones, Martha Erika Alonso, quien el pasado 24 de diciembre se estrelló en un helicóptero en compañía de su esposo, el senador y ex gobernador, Rafael Moreno Valle.

El accidente causó que el gobierno estatal quedara en manos del ex presidente del Tribunal Superior de Justicia de la entidad, Guillermo Pacheco Pulido, luego de que lo eligiera el Congreso estatal el 21 de enero.

Debido a la polarización ocurrida entre el PAN y Morena que se vivió en el pasado proceso, con acusaciones de que el instituto electoral tenía favoritismo hacia Martha Erika Alonso, así como por algunos brotes de violencia, el órgano legislativo solicitó al Instituto Nacional Electoral (INE) que organizara los comicios, en lugar del IEE de Puebla; el INE aceptó el 6 de febrero.

No sólo la gubernatura volverá a estar en juego como el 1 de julio de 2018, también las presidencias municipales y las respectivas regidurías de Tepeojuma, Ahuazotepec, Cañada Morelos, Mazapiltepec de Juárez y Santa Clara Ocoyucan, ya que ahí las elecciones fueron anuladas por irregularidades.

LOS CANDIDATOS

BARBOSA

Miguel Barbosa repetirá como candidato de Morena. El ex senador es postulado además por los partidos del Trabajo (PT) y el Verde Ecologista de México (PVEM).

Egresado de la Facultad de Derecho de la UNAM, de pasado perredista, que incluye haber sido dirigente del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Fue senador por el sol azteca en la pasada legislatura, en la que además fue el coordinador parlamentario, y aun siendo integrante de la Cámara Alta dio el brinco a Morena.

El pasado proceso electoral fue cerrado entre Alonso y Barbosa, quien impugnó el resultado ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, que ratificó el triunfo de la panista.

Pero Martha Erika Alonso sólo estuvo 10 días al frente de la gubernatura, ya que el 24 de noviembre, en vísperas de Navidad, un accidente aéreo que aún no ha sido esclarecido, segó su vida y la de su esposo.

Posteriormente, al darse a conocer la convocatoria para las elecciones, algunos personajes le pidieron que no contendiera e incluso Martha Hidalgo, la mamá de la ex mandataria, acusó a Barbosa, mediante una carta, pero sin pruebas, de tener “las manos manchadas de sangre”.

El ex legislador dijo que la misiva tenía una “intencionalidad política” y acusó al PAN de manipular a Hidalgo.

Morena tuvo un proceso interno para elegir candidato, en el que participó Alejandro Armenta, quien para hacerlo pidió licencia como senador; Barbosa ganó la contienda morenista.

Armenta se inconformó con el resultado, e impugnó la candidatura de Barbosa, primero ante la comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Morena y después ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

Pero lo que apuntaba a una división en las filas morenistas poblanas se desactivó el 23 de abril, luego de que el coordinador de los senadores, Ricardo Monreal, reunió a Barbosa y a Armenta, quien un día después se desistió de la impugnación y regresó a su escaño del Senado

ENRIQUE CÁRDENAS

El PAN enfrenta una situación diferente a la del año pasado, en la que venía de haber ganado la elección anterior y además tenía la tutela electoral de Moreno Valle.

El expriísta se había convertido en una especie de caudillo para el PAN en Puebla, y gracias a su operación política ayudó a que el panista Gali Fayad refrendara el gobierno que Moreno Valle asumió en 2011 y que representó el fin de la hegemonía del PRI en la entidad.

Con el triunfo de Martha Erika Alonso el año pasado, se sumaba un tercer gobierno en fila encabezado por el PAN. Sin embargo, al morir Moreno Valle y su esposa, la gobernadora, el PAN comenzó a desmoronarse y a dejar de ser respaldado por algunos cuadros del propio partido.

Cárdenas, quien fue rector de la Universidad de las Américas Puebla, fue postulado como candidato independiente por el PAN, PRD y Movimiento Ciudadano.

Cárdenas ha estado más enfocado a la vida académica que a la política, por la que cual comenzó a interesarse recientemente e incluso buscó ser candidato por Morena, pero fue superado por Barbosa, por lo que se sintió decepcionado del partido fundado por López Obrador.

Cárdenas es economista, egresado del Instituto Tecnológico Autónomo de México. Entre los cargos en los que se ha desempeñado, fue también director del Centro de Estudios Espinosa Iglesias.

Durante la campaña Cárdenas fue señalado de cobrar una beca como investigador del Conacyt, pero sin dedicar tiempo a la investigación. El candidato negó las acusaciones e incluso retó a sus detractores a que “investiguen lo que quieran”.

ALBERTO JIMÉNEZ MERINO

El candidato priísta es ingeniero agrónomo por la Universidad de Chapingo. Ha sido diputado y delegado de la Comisión Nacional del Agua en Puebla.

Uno de los capítulos polémicos de su trayectoria es que formó parte del gabinete de Mario Marín, quien se hizo famoso por presuntamente ordenar a policías estatales apresar y torturar a la periodista Lydia Cacho, luego de detenerla en Cancún, Quintana Roo, a petición de su amigo Kamel Nacif, señalado por la reportera de abusar de menores.

Dicho pasado ha obligado a Jiménez Merino a deslindarse, aunque el periódico El Sol de Puebla recordó que dentro del equipo de campaña del priísta hay personajes ligados al marinismo, como su coordinador de campaña, Valentín Meneses Rojas, quien fue secretario de Gobernación en el mandato de Marín.

EL AMBIENTE

En Puebla taxistas y empleados dijeron a La Silla Rota que estos seis meses en que al frente del gobierno hubo un interino han sido como si nadie gobernara, ya que ven que la inseguridad ha aumentado y el turismo ha bajado por la falta de promoción.

Puebla ha sido gobernada por personajes diversos, algunos aún vigentes, como Manuel Bartlett, que cuando fue mandatario estatal pertenecía al PRI y quien ahora es de Morena. Actualmente es el director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Otro que es vigente, pero porque tiene una orden de captura, es Mario Marín, el famoso “gober precioso”, quien además enfrenta un proceso de expulsión del PRI.

De quien aún se habla es de Moreno Valle, por el accidente que sufrió con su esposa, la gobernadora que no llevaba ni 15 días en el cargo, ya que asumió el 14 de diciembre y falleció el 24 del mismo mes. Un accidente que aún no es esclarecido.

NUMERALIA

29 de mayo pasado, fue el dia de cierre de campañas

447 millones de pesos costará organizar la elección

42.9 millones de pesos, el tope de campaña

32 millones 160 mil pesos gastó Enrique Cárdenas

26 millones 160 mil pesos gastó Alberto Jiménez Merino

20 millones 339 mil pesos gastó Miguel Barbosa

57 denuncias electorales registro la Fiscalía Especializada para Delitos Electorales, FEPADE, pero solo se abrieron 21 carpetas de investigación

54 mil ciudadanos fueron electos ciudadanos de casillas

7 mil 671 casillas electorales serán desplegadas

Las casillas se abrirán a las 8 de la mañana y cerrarán a las 18 horas

100 policías de la FEPADE y nueve unidades móviles se desplegaran en el Estados y se le dará prioridad a los cinco municipios donde habrá elecciones

22 horas del 2 de junio, la hora en que se sepan los resultados preliminar

1 de agosto es la toma de protesta del próximo gobernador