ESTADOS

Procuraduría investiga protección de policía al crimen

La investigación se da luego de la publicación de un video donde un presunto delincuente señala a uniformados en una res criminal

  • ÁXEL CHÁVEZ / CORRESPONSAL
  • 09/05/2017
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
Procuraduría investiga protección de policía al crimen
Procuraduría investiga protección de policía al crimen. Foto Especial.

HIDALGO (La Silla Rota).- La Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) confirmó que investiga la posible colusión de elementos de las policías municipal, estatal y judicial con un grupo de la delincuencia, el cual, presuntamente, opera en la región Tula-Tepeji.

La presencia de esta célula criminal dedicada, según el testimonio de un autodenominado miembro, a la venta de droga, cobro de piso, robo y secuestro fue conocida por las autoridades después de que en la primera semana de enero de 2017 circulara una grabación en la que este sujeto revelara su modo de operación antes de ser asesinado.

En el clip, con duración un minuto 51 segundos, el sujeto, sometido, con lesiones en el pómulo izquierdo y el labio, refiere que trabaja con tres individuos a quienes identifica por sus apodos: El Lisiado, el segundo sobrenombre es inaudible y El Nalgón.

“Vendemos piedra, cristal y de repente nos aventamos con los secuestros y unos asaltos. Robamos tiendas, coches y, cuando se puede, también un secuestro u otro”, refiere quien dice llamarse Antonio; asimismo, acepta que pagan “renta” a las policías municipal, estatal, judicial, “para que nos dejen trabajar, en todos los municipios que es (sic) Tula, Atitalaquia, Tlaxcoapan, todo esos”.

La fiscalía dijo a La Silla Rota que por secrecía, y debido a la relevancia de los hechos, el número de carpeta de investigación está bajo reserva, así como el de la iniciada por el homicidio de esta persona que, en el video, viste playera amarilla, con residuos hemáticos. Los probables delitos en los que había incurrido “Antonio” tampoco pueden ser dados a conocer, añadió.

Al momento que proporciona la información, los captores fijan dos armas en la sien.

“Somos ocho en la corporación: está El Cholo, está El Nalgón, está El Chivo, está El Chalo, está El Peis (sic), está El Chavo, está… bueno ahorita no recuerdo bien todos los nombres”, añadió, antes de ser privado de la vida.

“Todos los negocios que son, por decir, venta de carros, tiendas, todo eso, pues nos pagan la cuota”, insistió.

Antes de ser ultimado, una voz en off advierte: “Esto le va a pasar a todos los puntos que andan tirando y levantando gente en la calle”. La imagen se disuade y sólo se escuchan los quejidos del ahora occiso, que, al parecer, es acuchillado.

Cuestionada al respecto, la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo (SSPH), a través de su Dirección de Comunicación Social, dijo que la posible protección brindada por elementos de su corporación debe ser investigada, a lo cual se dedica la PGJEH, pero que están “abiertos” a denuncias ciudadanas o internas por casos de relación entre el crimen y sus efectivos.

Ni la Procuraduría ni la SSPH accedieron a proporcionar más información, por lo que consideraron como la “delicadeza” del hecho.

rgg