Coahuila

La bodega irregular de Riquelme, candidato a gobernador

Además de presuntamente guardar apoyos del Fonden para entregar en su campaña, la renta de la bodega habría causado un quebranto por casi un millón de pesos

KATIA TORRES 23/04/2017 05:18 p.m.

La bodega irregular de Riquelme, candidato a gobernadorSe hizo un paga en especie a cambio de que el gobierno condonara pago de predial

LEE TAMBIÉN

César Duarte habría entregado 80 mdp al PRI

El dinero habría salido de la retención ilegal de una parte del sueldo de los trabajadores del estado


Ciudad de México (La Silla Rota).- La bodega que  usó el gobierno de Torreón para almacenar artículos para damnificados que presuntamente fueron entregados para apoyar la campaña de Miguel Ángel Riquelme al gobierno de Coahuilahabría sido rentada a través de un proveedor no autorizado con un contrato irregular que causó un quebranto a la Tesorería por casi un millón de pesos.


De acuerdo con documentos en poder de LA SILLA ROTA, el gobierno municipal entonces encabezado por Riquelme suscribió un convenio con el dueño de dicha bodega, en el cual a través de “un pago en especie”, la tesorería de Torreón condonaba la deudas de predial de 23 inmuebles, a cambio de ser usada para guardar los apoyos del Fonden usados más tarde en la campaña, según denuncias presentadas ante la Fepade.

 

Imagen del convenio (Foto especial)

Los apoyos y el embargo


La bodega está localizada en el número 186 del Boulevard  Revolución al poniente de la ciudad de Torreón, en el centro de la ciudad, a solo unas cuadras de la Alameda de Zaragoza.


Entrada de la bodega (Foto especial)


Aunque la fachada del edificio no tiene nada en particular, en este el lugar se efectuó un cateo y embargo por parte de Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) el pasado 29 de marzo.


En la bodega fueron hallados y confiscados 13 mil colchas, mil 500 productos de limpieza para el hogar, 300 cajas de despensa y más de seis mil productos de limpieza personal para hombres y mujeres; los cuales fueron entregados por el Fonden en septiembre del año pasado como consecuencia de los desastres naturales generados por la época de lluvias acontecidas en la región de la Laguna.


“Derivado de las investigación que el Ministerio Público adscrito a la Fiscalía Electoral realiza, se desprende una presunta responsabilidad de las autoridades municipales que dieron un mal uso ya que los mismos no fueron utilizados por el municipio para la atención de desastres naturales, sino que fueron almacenados en una bodega y han sido repartidos posteriormente con fines electorales.


“Cabe señalar, que en la investigación realizada por la Fepade se señala que a cinco meses de haber ocurrido la emergencia en cuestión, no existen registros ni informes respecto al destino de los recursos otorgados, lo que hace suponer y presumir que la administración municipal hizo uso ilícito de los recursos otorgados por la federación”, mencionó la dependencia en un comunicado.


La investigación realizada por la Fepade reveló que no existieron registros ni informes respecto al destino de los recursos otorgados.


Las colchas, despensas, productos de limpieza y otra gran cantidad de apoyos para los damnificados fueron guardados por el Ayuntamiento de Torreón, cuando Miguel Riquelme era presidente municipal.


En febrero, el diario local “El Siglo de Torreón” denunció que las autoridades de la alcaldía “guardaron los apoyos del Fonden y para mediados de febrero pasado, el Partido Acción Nacional denunció el desvío de los recursos.


Ante la denuncia, el Ayuntamiento de Torreón respondió que “les sobraron” 316 despensas y 900 kits de limpieza, así como colchonetas que fueron resguardadas en una bodega del municipio ubicada en el centro de la ciudad, ya que no había lineamientos que señalaran cómo hacer su entrega.


“Si los apoyos del Fonden no fueron entregados a los damnificados, no pueden ser devueltos porque no existen los lineamientos” así que los guardó para “ser utilizados en otra contingencia”, argumentó entonces el Ayuntamiento.


Fotografías


En varias fotografías tomadas previas al embargo, se puede apreciar la bodega en pleno funcionamiento, la cual contaba con un cuidador, quien fue despedido poco después del cateo.

Hombres sacando apoyos de la bodega (Foto especial)

Además, según testigos y evidencia fotográfica, frecuentemente iban personas, las cuales cargaban camionetas (sin placas) con todos los artículos del Fonden.

Camioneta sin placas transporta los apoyos retirados de la bodega (Foto: Especial)


“La gente iba y venía. Entraban con las camionetas vacías y salían repletas. En una ocasión pregunté por qué tenían tantas cosas en esa bodega y me respondieron: ‘usted no se preocupe, la estamos vaciando poco a poco”, señaló uno de los testigos sobre las declaraciones del cuidador del recinto.


Bodega en pleno funcionamiento, repleta de apoyos del Fonden que no fueron entregados (Foto: Especial)



El convenio


No obstante, las irregularidades iniciaron desde la renta del inmueble. El 31 de julio de 2016,  Justo Acosta Acosta, dueño de la bodega, firmó un convenio para la ocupación del lugar con Enrique Mota Barragán, tesorero de Torreón.


El acuerdo es simple: en él, Acosta reconocía el adeudo que tenía por concepto de predial, recargos y contribuciones accesorias -propias y de varias personas (que él reconoce como sus apoderados legales)- en un total de 23 predios, los cuales son señalados en sus claves catastrales, por lo que entregaba su bodega “como pago en especie”, a cambio de que el Ayuntamiento le condonará su adeudo.


En este documento, se acordó el pago de 80 mil pesos mensuales que serían usados para los pagos de predial y 19 mil 720 pesos directamente a Acosta. El contrato sería valido del 31 de julio de 2016 al 31 de diciembre de 2017.


No obstante, el embargo de la bodega por la Fepade ocurrió  el 30 de marzo de este año, por lo que el convenio no llegó a término, esto implica  que con los nueve meses que estuvo en funcionamiento hubo un desfalco por un poco más de 900 mil pesos.


Con este hecho, el gobierno encabezado por Riquelme podría haber cometido violaciones a los artículos 16, 22, 26 y 27 del Reglamento de adquisiciones, contratación de servicios, arrendamientos y enajenaciones para el municipio de Torreón, Coahuila’.


Estos apartados señalan que no se puede dar adjudicación directa de pago en especie por la renta de un inmueble,  los proveedores deben estar registrados ante un padrón y se debe señalar el contrato para qué se usará el bien inmueble, puntos que no fueron cumplidos.


Asimismo, se habría violado  el Código Financiero de los municipios de Coahuila en los artículos 329, 330 y 407, en los cuales se menciona que el dueño de la bodega debió presentar un documento judicial que lo ampare como representante de los demás deudores.


Se buscó el posicionamiento de Miguel Ángel Riquelme sobre el tema, sin embargo, su coordinador de Prensa,  José Borrego, aseguró que el candidato a la gubernatura de Coahuila por el PRI ha evitado hablar sobre el tema, ya que prefiere concentrarse en “dar a conocer sus propuestas”.


También se solicitó la opinión de representantes de PRI sobre el tema, pero hasta el momento no han contestado.


Los documentos








LEE TAMBIÉN

Regresión democrática

Ha quedado claro que la legislación vigente es insuficiente e inadecuada para garantizar justicia electoral





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información