ESTADOS

Habla testigo clave para comprobar inocencia de médico chiapaneco

Una enfermera y compañera de Gerardo Vicente Grajales Yuca, habla de la inocencia del médico y da detalles de cómo ocurrieron las cosas en el hospital

  • CHRISTIAN GONZÁLEZ/CORRESPONSAL
  • 07/08/2020
  • 17:16 hrs
  • Escuchar
Habla testigo clave para comprobar inocencia de médico chiapaneco
Este material es parte de una entrevista que los abogados defensores de Yuca le hicieron a la enfermera (Foto: Captura de pantalla)

TUXTLA GUTIÉRREZ.- A la par de las investigaciones de la Fiscalía General del Estado (FGE) en torno al caso del médico chipaneco Gerardo Vicente Grajales Yuca, acusado de abuso de poder y corrupción, siguen saliendo a la luz más pruebas que, sin duda, abonan para que el médico chiapaneco obtenga su libertad. 

SIGUE AQUÍ TODA LA COBERTURA DE CORONAVIRUS EN MÉXICO

La Silla Rota posee videos en donde una testigo, de profesión enfermera y compañera de quien hoy está en prisión domiciliaria, habla de la inocencia del médico, e incluso ofrece detalles de cómo ocurrieron los hechos antes de la denuncia que se interpusiera por el fallecimiento de covid-19 del exdiputado y exdirigente del partido Podemos Mover a Chiapas, Miguel Arturo Ramírez López, el 7 de julio pasado en el Hospital de Especialidades "Vida Mejor" del Isstech en Tuxtla Gutiérrez. 


Este material es parte de una entrevista que los abogados defensores de Yuca, Antonio Navarro Juárez y Miguel Negrón, le hicieron a la enfermera, misma que detalla que intentaron entregarle la bomba de infusión a quien se identificó como el yerno del paciente, quien a la vez le dijo que no la querían porque la donarían a la institución.

"Me negué a este hecho, porque no se puede hacer de forma verbal, sino que tiene que quedar estipulado y le informo que no podía ser así, y le sugería que hablara con Trabajo Social y que después hablara conmigo", especifica.

De ahí se acerca a ella la sobrina del ya difunto, a quien la enfermera le intenta regresar el equipo, pero esa persona le dijo que tampoco lo aceptarían y que la donarían porque según ellos estaban enterados de la falta de insumos y de equipo que había en su centro de trabajo.

No obstante, acordaron que dicha bomba se le destinara a la persona que ellos conocían, la licenciada Ana Paola, de Colombia, quien al final de cuentas la recibió, "yo se la proporcioné, pero en ningún momento estuvo presente el doctor Grajales Yuca; no llega a sus manos".

Hija de político agradece apoyo de Yuca

Karen, hija del político muerto por coronavirus, interpuso la denuncia en contra del médico chiapaneco el pasado 18 de julio; sin embargo, un audio (grabado dos días después de la demanda) que obra en manos de los abogados de Yuca, también serviría de prueba para exonerarlo de los cargos que le imputan.

En principio, se escucha cómo el médico le pregunta a la mujer cómo sigue su esposo, a lo que ella le contesta que había tenido problemas con los medicamentos que ingería para dormir, y por ello estaba tomando Clonazepam. 

Tras esto, Yuca le deja en claro que en algún momento le han cuestionado el porqué envía a comprar medicamentos pero para su papá, el político fallecido: "Y les digo que porque no hay", para luego proseguir con ella y preguntarle si había alguna queja por eso.

La respuesta de la mujer fue contundente:

"No, nunca, fíjate que molesta ¡para nada!, y el gobernador ha estado en contacto con nosotros para preguntarnos cómo vamos, cómo estamos, y si sabe que al final sí quedamos gastadas por el tema de los medicamentos y demás, pero no nos hemos quejado".

Incluso acepta que cuando estuvo su papá internado estuvieron de acuerdo con lo que se tuviera que hacer para salvarlo, "con quien hablé y sí le comenté, a la hermana de Gustavo Cervantes (abogado que se enfermó de covid-19 y también se quejó de supuestos intentos de cobros exorbitantes por atención), ella sí me dijo que estaba muy molesta, y me mencionó a ti y a Ana Pau".

De inmediato, Yuca le advierte que sí estaba molesta porque no la pudieron recibir porque carecían de espacio, e incluso querían que movieran a "un paciente de VIP" para ingresarlo a él, "yo no puedo hacer eso".

Asimismo, dice que a los pacientes que tienen ahí les comentaron que es complicado porque al no ser derechohabientes del Isstech no pueden justificar los controlados, por lo que como jefe de servicios lo podían meter en problemas.

"Además, la farmacia me dice que no hay, entonces qué hago, y tuve que correr en el momento", asevera en la llamada telefónica que dura al menos 7 minutos y 32 segundos.

Tras advertirle a la mujer que no pondrá en riesgo la vida de las personas por algo administrativo que ocurre, lo que no se le hace "éticamente correcto". En respuesta, Karen acepta que se trató de un acuerdo político para que fuera internado ahí, pues su padre no era derechohabiente.

De hecho, en la misma plática Karen le aconseja tener elementos para defenderse si en algún momento dado se "destapan" los problemas. "Si en algún momento algo llegara a rebotar, puedas al final defenderte", a lo que el médico le responde que sí tiene todos los soportes para ello.

Después, Yuca continuó con el caso del abogado Cervantes, para insistir en que ya no había espacio para atenderlo y que su prioridad era atender a los derechohabientes. "Y creo que no fue lo correcto que hayan crucificado a Paola también; porque al final de cuentas parece que nos crucificaron a los dos", asevera. 

La misma Karen, quien dos días antes interpuso la demanda por abuso de poder e intentó meter otro delito pero que no estaba bien justificado (acoso sexual), le refiere que conoce a esa gente "y siempre han sido personas muy problemáticas". Y, por último, le agradece al médico y al personal que atendió a su padre.


bl