ESTADOS

En Yucatán demandan a Salud por terapias de conversión contra personas asexuales

Cinco personas asexuales de Yucatán interpusieron una demanda de amparo para exigir se modifiquen los protocolos y prácticas internas

  • CLAUDIA ARRIAGA/CORRESPONSAL
  • 19/07/2021
  • 18:10 hrs
  • Escuchar
En Yucatán demandan a Salud por terapias de conversión contra personas asexuales
Cinco personas asexuales de Yucatán interpusieron una demanda de amparo para exigir se modifiquen los protocolos y prácticas internas. Foto ilustrativa Cuartoscuro

MÉRIDA.- Al descubrir que el Sistema Nacional de Salud en México cataloga la asexualidad como una enfermedad psiquiátrica y, además, realiza terapias de conversión a aquellas personas que manifiestan no sentir atracción sexual por nadie, cinco personas asexuales de Yucatán interpusieron una demanda de amparo para exigir se modifiquen los protocolos y prácticas internas

También lee: SCJN analizará votación secreta del Congreso de Yucatán por matrimonio igualitario 

Además, solicitaron que se capacite al personal de salud, especialmente al de servicios psiquiátricos, para que las personas asexuales logren ejercer su derecho a acceder a la salud sin discriminación. 

En entrevista, una de las personas demandantes relató que cuando alguien decía ser asexual o -incluso sin saber que era asexual- le decía al personal médico que no tenía deseo de tener relaciones sexuales nunca, la respuesta es que era un trastorno.

Conociendo esta situación por experiencias propias y de otras personas asexuales, solicitamos información a la Secretaría de Salud, al Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) y otras dependencias para confirmar si es algo que el propio sistema de salud ha institucionalizado. Las respuestas nos confirmaron que sí, dado que nos describieron el protocolo de tratamiento que era prácticamente una terapia de conversión


Una de las pruebas que dan cuenta que el sistema de Salud en México institucionalizó las terapias de conversión es que tiene cuestionarios cuya redacción, según aseguró una de las partes demandantes, está en función de que ser asexual resulte en el diagnóstico clínico de un trastorno. 

“Una cosa es tener problemas fisiológicos para el desempeño sexual, como puede ser la difusión eréctil o proceso propios de la menopausia, y otra muy distinta es la asexualidad que es una orientación. Lo que hace el sistema de salud mexicano es que primero descarta si es algo fisiológico. Si no lo es, manda a psiquiatría. En ese filtro quienes quedan son personas asexuales”, enfatizó una de las personas que presentó la demanda.

La demanda que fue interpuesta y admitida el viernes pasado en el Juzgado Tercero de Distrito en Yucatán, es acompañada por el Colectivo por la Protección de Todas las Familias en Yucatán (Colectivo PTFY).

“Históricamente se ha creído erróneamente que la asexualidad es un problema de salud o una decisión de celibato, cuando la realidad es una orientación más que nadie elige y que no se puede ni se tendría por qué curar” señaló Kalycho Escoffié, quien forma parte del Área Legal del Colectivo PTFY.

Es importante mencionar que, la asexualidad es una orientación caracterizada por no sentir atracción sexual hacia ninguna persona o un desinterés por las relaciones sexuales. Se calcula que en México al menos 1% de la población es asexual. 

 

rst