ESTADOS

El declive de la seguridad en tiempos de “El Bronco"

Las cifras de violencia se asemejan a los peores años de la entidad, cuando era acechada por el narcotráfico

  • DAVID CASAS/ CORRESPONSAL
  • 17/11/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
El declive de la seguridad en tiempos de “El Bronco
Jaime Rodríguez Calderón, "El Bronco" (Foto Cuartoscuro)

Monterrey, N. L.-  Hombres armados irrumpieron en un domicilio de la popular colonia Constituyentes de Querétaro en la localidad de San Nicolás de los Garza, donde un grupo de hombre convivía en torno a un partido de futbol televisado; hincaron a nueve y luego los fusilaron. En el centro de Monterrey, el diputado Luis Donaldo Colosio Riojas regresaba a su coche tras una función de cine y lo encontró cristaleado; le robaron una mochila con una computadora.

Al sur de Monterrey, un mensajero que portaba un ramo de flores tocó el timbre y, al abrir los moradores otro individuo llegó y ambos entraron a robar.

Una noche calurosa de agosto, hombres armados recorrieron bares de Monterrey, Guadalupe y Juárez; lanzaron ráfagas de bala a los parroquianos y murieron ocho y otros tantos resultaron lesionados. Cobraban piso y no les pagaban.

“Yo no veo nada de disparos, pareciera que no hay nada de eso que dicen, vengo seguido a Monterrey y me tomó mis tragos, nada me ha pasado”, menciona incrédulo Benjamín, pequeño empresario de la Ciudad de México que viaja cada tres semanas a tierras regias. “La bronca es que pudieras quedar en medio del fuego en enfrentamientos o que te asalte un ladrón, bueno tú vas a lugares fifi, aunque los pillos están ahí bien vestidos y tiene traje”, le responde un acompañante.

Los primeros días de noviembre, Aldo Fasci  Zuazua, asumió como secretario de Seguridad estatal, y en ocho días en su mandato hubo  18 ejecuciones, pero minimizó que se trate de gente ligada a cárteles del narcotráfico y atribuyó a imitadores. "Hay muchos imitadores, entonces es algo que nos preocupa, para mí es igual de grave que el crimen organizado lo pueda hacer o cualquier gente", dijo y luego dio luz verde a los policías para usar "fuerza letal" contra ataques armados.

Tras sus órdenes, un comando armado roció con más de 80 balazos el vehículo donde viajaban cinco policías del municipio de Anáhuac, a unos 200 kilómetros al norte de Monterrey, el resultado: tres heridos de gravedad, no tuvieron oportunidad de usar la fuerza letal.

Más tarde, el funcionario rectificó y aceptó que maquilló cifras para no asustar a los alcaldes: "Ahí en la reunión (con ediles) comenté, tengo que decirlo, que la mayoría de los homicidios eran del crimen común pero no es cierto. Tampoco queríamos que se nos asustaran todos. La verdad es que, y lo estoy diciendo con el cinismo de siempre, la verdad es que 80 por ciento de los ejecutados fueron del crimen organizado". Atribuyó la violencia a cuatro integrantes de dos grupos delictivos en pugna y consideró atípica el alza en los asesinatos durante el cambio de alcaldías.

El Semáforo Delictivo de la Fiscalía General de Justicia contó cerca de 49 denuncias por ataques con armas de fuego y 447 homicidios dolosos de abril a octubre, tiempo en que Bernardo González, presidente del Concejo Municipal de Monterrey, estuvo al frente de la dependencia.

Octubre ha sido el mes más violento de los últimos cinco años con 92 ejecuciones, una cantidad equiparable a los índices alcanzados en el 2012, una de las épocas con mayores incidencias relacionadas con el narcotráfico.

"Los asesinatos en un 80 por ciento obedecen a actos de la delincuencia organizada, como respuesta a grupos contrarios, y en un porcentaje menor a una venganza por las detenciones", dice Julio César Puente, presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad.

Para Puente el error de los últimos dos Secretarios de Seguridad es crear fuerzas reactivas y no de proximidad.

Lo anterior, debido a que Fasci también adelantó hace unos días la posible implementación de un mando único en el Estado, y que sería aprovechado como un experimento de seguridad a nivel nacional.

"Esto tendrá solución en tanto las autoridades se pongan de acuerdo, sepan coordinarse y que no predomine el liderazgo de uno, que no se siga politizando y que para el efecto se acuda incluso al apoyo del ejército de ser necesario".

Santiago Roel, director del Semáforo Delictivo, propuso la legalización de las drogas como un método para erradicar la violencia del país.

"Es muy preocupante, es parte de la guerra que se vive en todo México no sólo en Nuevo León y que se pelean de esta manera las plazas. Deben de estar atentos, mientras se avanza en México el mercado de drogas y se logra quitar este negocio a las mafias", apunta.

El Instituto de Economía y Paz, un organismo internacional que ela­bora estudios sobre el fenómeno de la violencia, analizó Nuevo León en los gobiernos de Natividad González y Rodrigo Medina y la entidad pasó de ser el cuarto estado más seguro en 2004 al número 27 en 2011.

Policías ejecutados a diario, ataques a corporaciones policiacas, secuestros, extorsiones, enfrentamientos entre los grupos de la delincuencia organizada, cuerpos cercenados, decapitados, bloqueo de avenidas y mucho más fue el horror que vivieron los neoloneses.

Ya en la administración de Rodrigo Medina, muy grave, violento fue el periodo de 2009 a 2011, cuando brincó del puesto 9 al 27. En 2012 se ubicó en el 26 y en los dos últimos años (2013 y 2014) mejoró al sitio número 18.

Mención especial merece la Policía Fuerza Civil que nació con el apoyo del sector privado y luego de que se limpiaron las policías municipales y la Ministerial y anterior estatal uniformada donde muchos agentes y mandos fueron a prisión por sus ligas con el narcotráfico.

Apenas inició en octubre de 2015 el gobierno de El Bronco y de nuevo se dispararon los hechos violentos, robos, asaltos, secuestros, ejecuciones y así hasta la fecha. El Pulso Metropolitano de Seguridad (Pulsómetro) sostiene que el 90 por ciento de los ciudadanos no ve comprometido al Gobernador en seguridad y  sólo uno de cada 10 ciudadanos lo ven como tal comparado con septiembre de 2015, donde 2.5 de cada 10 observaba en su campaña política compromiso de su parte.

También cinco de cada 10 ciudadanos perciben que la inseguridad creció en su municipio y cuatro de cada 10 esperan que siga creciendo.

Estos datos son una encuesta representativa realizada a más de cuatro mil 100 ciudadanos mayores de edad en el área metropolitana, elaborada por el Tecnológico de Monterrey por encargo de los organismos intermedios del sector privado.

Tras estos números, el sector privado cree necesario reforzar las estrategias que reduzcan la criminalidad, que fomenten la denuncia ciudadana de los hechos delictivos y que generen un acercamiento entre ciudadanos y autoridades.

La Fiscalía General de Justicia de Nuevo León da cifras de delitos que arrojan 656 homicidios dolosos en 2027 contra 636 hasta octubre de este 2018; 5, 495 robos del años pasy contra 4317 en lo que va de este.

Además 1007 delitos sexuales el año pasado y 963 hasta octubre de 2018; en violencia familiar hubo 17145 quejas en 2017 contra 14248 en lo que va de 2018.

El instituto Nacional de Estadística y Geografía (m presentó los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) relativos a la percepción de la población sobre la seguridad pública de su localidad correspondiente al mes de septiembre de 2018.

Nuevo León es un estado que se ha visto marcado por la violencia. La cantidad de asesinatos que se han percibido en el estado es la causa de la percepción de los ciudadanos, menciona.

En cinco de los municipios más importantes del estado, los niveles de percepción de inseguridad entre las personas mayores de 18 años superan el 50%

En la capital  Monterrey, el 79.7% de los encuestados se siente inseguro en su localidad, cifra solo por arriba de los habitantes de Apodaca y Guadalupe, donde el 62 y 62.4%, respectivamente, perciben que su comunidad es insegura. En el municipio de General Escobedo, el 51.35 de la población ha considerado que su localidad es insegura.

Estas cifras son importantes, ya que Nuevo León es uno de los estados más importantes en México para la actividad económica, además de que la capital, Monterrey, es una de las tres urbes más importantes del país, recuerda.

Fasci Zuazua, el titular de Seguridad Pública estatal reconoció que hallazgos en los municipios de Santa Catarina y Escobedo, de bolsas negras con cuerpos descuartizados, se comparan con los hechos violentos ocurridos en 2011.

“Es como nos pasó en Monterrey en 2011 y 2010, todos los cárteles del crimen organizado vinieron a pelearse aquí, y al tener un guerra entre cárteles llegamos a tener 2 mil ejecutados en un año”, mencionó y atribuye a una especie de limpia entre los cárteles.

Ante la situación empleados del Consulado de Estados Unidos tienen la recomendación de resguardarse en el municipio de San Pedro Garza García, y cumplir ciertos horarios para circular en la zona metropolitana de Nuevo León y la alerta estadounidense advierte a los ciudadanos estadounidenses sobre el riesgo de viajar a ciertas entidades en México pero pide que en caso de ser así, sea de día y en carreteras de peaje.

El sector privado de Nuevo León – Caintra, Canaco, Coparmex y otros organismos intermedios- insiste que en tres años   del gobierno de El Bronco, no se han elevado los niveles de confianza en los policías y se percibe un deterioro en algunas de ellas como Fuerza Civil.

Al arranque de la actual administración estatal el 21.3 por ciento de los ciudadanos expresaba mucha confianza en Fuerza Civil, pero ahora la cifra es del 14 por ciento y los niveles de inseguridad se han disparado y aunque no lo dicen directamente, directivos privados aceptan que se relajó la estrategia y ahora extrañan el sexenio de Rodrigo Medina, que en su última etapa recobró la tranquilidad tras lo álgido de la primera parte.

Encuestados por teléfono para el Pulso Metropolitano, también han visto que la percepción de compromiso de los ediles no supera lo alcanzado por otras administraciones del pasado. “A finales del 2015, 3 de cada 10 consideraban comprometido a su alcalde, ahora 2 de cada 10 lo expresa”, destaca.

Cifras de la entonces Procuraduría de Justicia, dan un panorama de violencia en el último año de Rodrigo Medina: en el 2014, hubo 227 homicidios. En el de, El Bronco en el 2016, se disparó a 330 casos, un año después en 2017 mantuvo la tendencia a la alza con 342, y la escalada violencia sigue aumentando.

“Desde el 2015 para acá la delincuencia volvió a ocupar espacios que había perdido. Pareciera que el fantasma de la violencia que se vivió en la administración de Rodrigo Medina, ahora regresa con más fuerza”, explicaron en un documento las Cámaras de la Industria de la Transformación (Caintra), Cámara Nacional de Comercio (Canaco) y la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex”.

Gilberto Lozano, presidente del Congreso Nacional Ciudadano calificó: “Estamos viviendo las consecuencias de un descontrol completo en el tema de seguridad en Nuevo León. Consideramos que los anteriores procuradores de Justicia y los secretarios de Seguridad Pública han pasado sin pena ni gloria, con rastros fuertes de ineptitud’’.

“La percepción de la violencia solo está en los medios de comunicación que quieren “armar mitote”, dijo El Bronco al irse a su campaña presidencial, hoy ha solicitado apoyo a la Defensa Nacional para que regrese el Ejército a las calles.

“La violencia presenta una marcada tendencia a la baja, por debajo de ciudades de Estados Unidos como Chicago o San Diego”, reveló el secretario de Gobierno, Manuel González a empresarios.

Es su versión contra la realidad, que es otra y que todos vemos, dijeron los empresarios que asistieron a una reunión con el funcionario

En este clima, el Congreso del Estado aprobó por unanimidad el martes 13 de noviembre exhortar al Gobernador Jaime Rodríguez Calderón, a lanzar una Alerta de Seguridad en todo el Estado, que incluya acciones puntuales para detener la ola delictiva, con una coordinación efectiva de los tres niveles de gobierno y solicitar la presencia de más elementos militares y de las fuerzas federales.

También solicitó exhortar al Gobierno Federal, a la Secretaría de Defensa Nacional y a la Secretaría de la Marina Armada de México a fin de que refuerce su presencia en el Estado de Nuevo León ante el incremento en la incidencia delictiva en la entidad en el presente año.

“Hoy Nuevo León enfrenta de nueva cuenta una crisis de inseguridad y se requieren medidas urgentes para garantizar la integridad de los ciudadanos”, enfatizó la legisladora Marlene Benvenutti.

“De acuerdo a las cifras del Semáforo del Delito de nuestra entidad, en el mes de septiembre de registraron 89 homicidios, cifra récord mensual de muertes en la actual administración estatal”, mencionó.

El diputado Colosio presentó la denuncia por el robo en su vehículo, pero decenas de personas asaltadas no lo hacen; muchas más ven pasar en sus barrios populares a los vendedores de droga. “Nos callamos o nos dan piso, no vemos nada, no sabemos nada, tenemos familia”, dice un vecino de una colonia al sur de Monterrey.