ESTADOS

CNDH pide a GN y PF respetar albergues de migrantes

El organismo condena hostigamiento y amenazas de la Policía Federal y de la Guardia Nacional a activistas de derechos humanos

  • REDACCIÓN
  • 25/07/2019
  • 13:41 hrs
  • Escuchar
CNDH pide a GN y PF respetar albergues de migrantes
El organismo condena hostigamiento y amenazas de personal militar y de la Guardia Nacional a activistas de derechos humanos

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió medidas cautelares a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y a la Secretaría de Gobernación (Segob) evitar las violaciones a los derechos humanos en albergues, principalmente de Sonora y Coahuila.

El organismo acusó que agentes de la Policía Federal y de la Guardia Nacional intentaron ingresar a los albergues Exodus Came, en Agua Prieta, Sonora, y Casa del Migrante, en Saltillo, Coahuila, a realizar revisiones del estatus migratorio de los migrantes allí alojados.

La CNDH condenó, además, el hostigamiento, amenazas y presiones que dichos elementos realizan contra la labor que los activistas de derechos humanos, por lo que solicitó a los tres órdenes de gobierno respetar la normatividad aplicable a los albergues.

El organismo explicó que el pasado 28 de junio atendió la solicitud de la directora del Centro de Atención al Migrante Exodus Came, quien denunció la presencia fuera del inmueble de 3 vehículos y alrededor de 20 elementos de la Guardia Nacional, quienes intentaron ingresar al albergue, además de solicitar información sobre las personas que allí se encontraban.

Asimismo, el sábado 20 de julio, alrededor de las 12:00 horas, elementos de la Policía Federal acudieron a la Casa del Migrante, perteneciente la organización civil “Frontera con Justicia”, para revisar el estatus migratorio de las personas alojadas allí.

Duchas acciones violan lo establecido en el artículo 76 de la Ley de Migración, que dice: “El Instituto (Nacional de Migración) no podrá realizar visitas de verificación migratoria en los lugares donde se encuentren migrantes albergados por organizaciones de la sociedad civil o personas que realicen actos humanitarios, de asistencia o de protección a los migrantes”.

Cualquier acto de hostigamiento, amenaza o presión hacia la labor que realizan los albergues, sus integrantes o directivos debe reprocharse en un momento tan sensible y complejo como el que atraviesa el país en materia migratoria, ya que dichas instalaciones se han constituido en espacio de alojamiento y generosidad hacia las personas y familias, niñas, niños y adolescentes en condiciones de alta vulnerabilidad y han dado respuesta alternativa y humanitaria en México