ESPECIALES LSR

“Los Pozoles”, el último eslabón de la Unión

Ellos mismos se nombran “La Sonrisa sin Rostro” y son activos en redes sociales, donde suben fotografías con armas de fuego e incluso con el cantante Kalimba

  • ANTONIO NIETO
  • 17/01/2019
  • 20:30 hrs
  • Escuchar
“Los Pozoles”, el último eslabón de la Unión

Relacionados con robos, venta de droga, homicidios y secuestros, ellos son el último eslabón del grupo criminal la Unión Tepito. Las autoridades los identifican como “Los Pozoles” y tienen su centro de operaciones en el centro de la CDMX.

El grupo es dirigido por Bryan MauricioEl Pozoles” y se conforma por 30 individuos. También recibe apoyo de subgrupos como organizaciones de motociclistas.

Ellos mismos se nombran “La Sonrisa sin Rostro” y son activos en redes sociales, donde suben fotografías con armas de fuego e incluso con el cantante Kalimba.

De acuerdo con el informe "La Unión", elaborado por el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN), los principales operadores del grupo delictivo son Poni de la María, Psicotropik Fármaco Gómez, Iker, Tony; “El Giovanni”, “El Tachas” y Josué.

Además: “El Alphonse”, Gerson, Bryan Alexis, Gerardo L., “El Chema” y Jonatan C.

El Pozoles” está ligado al cártel de Los Rojos, asentado en Morelos, pues es sobrino de Santiago Miranda Hernández “El Carrete”, líder absoluto de dicha organización criminal, acorde con el informe del CISEN.

"El Jamón", el otro líder de "La Unión Tepito"

Sin embargo, el control de la Unión Tepito no ha quedado en manos de “El Pozoles”, pese a que tenía una relación cercana con José Alberto Maldonado López “El Betito”.

Recientemente, “El Pozoles” fue baleado en el Estado de México y desde entonces se le ha visto menos en el Centro Histórico, donde su familia vive y tiene varios negocios.

El principal rasgo de “Los Pozoles” es su fanatismo por las motocicletas, los antros de reguetón y las escorts sudamericanas.

El propio “Pozoles” sostuvo una relación con Kenni Finol, una joven venezolana que fue asesinada el 25 de febrero de 2018 en Ecatepec.

Bryan Mauricio está relacionado con el homicidio de Kenni Finol, venezolana que trabajaba como escort y se anunciaba en la página Zona Divas”, se lee en el documento.

Pese a ello, por “El Pozoles” no pesa una orden de aprehensión vigente y cuando fue denunciado por otros ilícitos, las víctimas desistieron seguir con el proceso y las averiguaciones se mandaron al archivo de la Procuraduría capitalina (PGJ-CDMX).

Afectos a acudir a restaurantes y antros en grupos de hasta 15 personas, “Los Pozoles” son objetivo de las autoridades locales y federales debido a su nivel de violencia.

Se les vincula con por lo menos 11 asesinatos, la mayoría en CDMX, pero también en el Estado de México, donde tienen presencia en Nezahualcóyotl, particularmente en la colonia Benito Juárez, y Ecatepec.

Con base en las investigaciones del CISEN, “El Pozoles” nació el 7 de julio de 1992 y tanto él como varios familiares fueron beneficiarios de programas sociales del Gobierno local.

Bryan Mauricio, su hermana y su padre, así como otros habitantes del inmueble ubicado en Emiliano Zapata, colonia Centro, fueron beneficiarios de préstamos económicos”, se detalla en el reporte federal.

En total, los allegados a “El Pozoles” recibían casi 26 mil pesos mensuales por parte de la Secretaría de Desarrollo Económico local (Sedeco).

Los apoyos fueron suspendidos cuando las autoridades capitalinas supieron de esta situación, luego de las pesquisas de la Procuraduría y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP_CDMX) que pesaban por la mayoría de los beneficiados.

Los Pozoles” de igual manera están vinculados al narcomenudeo en el centro y el oriente del Estado de México, donde se presume se esconde su líder, Bryan Mauricio.


mlmt