ESPECIALES LSR

La misteriosa mujer que acompañaba a los israelíes en Plaza Artz y que libró las balas

Es pieza clave en las investigaciones, pues salió ilesa del ataque y huyó corriendo por la cocina del lugar; las autoridades ya la buscan

  • ANTONIO NIETO
  • 25/07/2019
  • 21:15 hrs
  • Escuchar
La misteriosa mujer que acompañaba a los israelíes en Plaza Artz y que libró las balas

Una mujer no localizada y que acompañaba a los dos israelíes asesinados ayer en Plaza Artz es pieza clave en las investigaciones.

Eran las 16:40 horas, consta en videos del establecimiento anexados a la carpeta FCIH/1/UI-1C/D/00207/07-2019, cuando la muchacha, de entre 30 y 40 años de edad, llegó junto con Azulay Alon y Ben Sutchi, criminales de largo historial.

Ella pidió una mesa a nombre de Vanesa Bayer y la hostess le asignó una mesa en la terraza. A esa hora ya esperaban, en la mesa 12, Esperanza G., y un acompañante que se identificó como Ernesto Hernández.

Ambos habrían sido contratados para matar a los extranjeros, pero fingían ser pareja mientras estaban en el lugar. Pasaron los minutos y a las 17:05 horas la pareja pidió  cambiar de mesa también a la terraza; apenas se les asignó la 83 cuando sacaron armas de fuego y atacaron a los israelíes.

A pesar de que accionaron sus armas más de 20 veces, la acompañante de las víctimas salió ilesa y huyó corriendo por la cocina del lugar.

Hasta el momento, los informes policiales revelan que se ha intentado ubicar su paradero por videos y testimonios, pero no ha sido posible determinar dónde quedó la mujer que se registró como Vanesa Bayer, nombre que se presume es un seudónimo debido a que en realidad corresponde al nombre de una actriz de Estados Unidos, del programa "Saturday Night Live".

Minutos antes de la agresión en el restaurante, en la entrada de la plaza, otro cómplice sometió a un policía y abrió fuego contra otro, identificado como Iván R., de 25 años de edad, que lo enfrentó a bordo de una patrulla.

El agresor le disparó con un arma larga, lo hirió en la cabeza y huyó junto con otro cómplice en un Versa azul. Todo aparentemente sirvió como distractor para que en el restaurante se consumaran los homicidios.

Las primeras pesquisas apuntan a que los israelíes eran extorsionadores y que esperaban una fuerte cantidad de dinero en euros, según lo que agentes de Investigación supieron a través de informantes.

Esperanza G., y el otro sicario, de unos 40 años de edad, de estatura media y de tez morena, salieron de la plaza corriendo en diferentes direcciones, pero la primera pudo ser detenida en Periférico Sur.

Para desviar las indagatorias relató a los uniformados que la capturaron que la agresión fue por despecho, pues una de las víctimas era su pareja y le fue infiel, luego dijo que lo conoció por Facebook pero al final esa historia se desmoronó.

Consta en peritajes de la Procuraduría que se contabilizaron 44 casquillos percutidos, entre ellos algunos calibre .223, es decir, de un rifle de asalto como el que utilizan las fuerzas policiales.

Benjamín Yeshurun Sutchi y Alon Azulay 

Benjamin Sutchi, detenido en 2005 y en Polanco por posesión de droga y condenado en Israel por un asesinato, quedó sin vida en el restaurante, mientras Azulay Alon falleció en el Hospital Ángeles del Pedregal.

Aunque éste último no tenía antecedentes criminales en México, sí los tenía en su país de origen; se le encontró un permiso de trabajo expedido por el Instituto Nacional de Inmigración.

De la mujer que estaba con ellos, el vocero de la Procuraduría, Ulises Lara López, informó que es buscada para que declare y que es una línea de investigación el hecho de que haya estado en complicidad con los sicarios.

Sutchi, el capo israelita que manejaba casinos y era amigo de ‘La Barbie’

Antes de que existiera el grupo criminal La Unión, la venta de droga en antros y bares tenía otros dueños.

Entre 2001 y 2005, con base en el expediente 1461/A/ZR1/2005, eran personajes ligados a Édgar Valdez Villarreal “La Barbie” quienes controlaban la vida nocturna.

“La Barbie”, cuatro años después, apadrinaría a La Unión, pero antes presuntamente tenía como operador a George Khoury Layón “El Junior de Polanco”, actualmente preso.

Khoury era propietario de numerosos antros en la Ciudad y en Acapulco, en la época de esplendor de “La Barbie” y el cártel de los Beltrán Leyva.

En una entrevista que concedió a un medio de comunicación, en 2012, Khoury admitió haber conocido a “La Barbie” pero negó que tuvieran negocios en el hampa.

Sin embargo, también aceptó conocer a Benjamin Sutchi, a quien definió como “un cliente israelita del que se decía que traficaba droga y armas, pero que iba a mi antro como cualquier otro cliente”.

El 28 de junio de 2005 fue arrestado en Polanco, en el marco del operativo Base Shanghai, encabezado por el comandante Hermenegildo Lugo Lara.

Se le decomisaron dosis de cocaína que tenían como destino el bar Cronic Garden, propiedad de Khoury. Su captura fue todo un logro para la Policía capitalina, pues pesaba una alerta de Interpol y una orden de deportación a Israel.

Su traslado al Aeropuerto capitalino estuvo custodiado por más de 600 elementos policiacos, pero 14 años después volvió al país huyendo nuevamente de las autoridades israelitas.

Fuentes de la Procuraduría y la Secretaría de Seguridad Ciudadana revelaron que Sutchi tenia unos pocos meses en la Ciudad, pero que ya había sido detectado por presuntamente extorsionar a poderosos empresarios.

JGM