ESPECIALES LSR

Juan José Esparragoza “El Azul”, de espía político a capo del narco

Antes de convertirse en narcotraficante, ingresó en 1970 a las filas de la DSF, desde donde prestó protección a criminales

  • SHARENII GUZMÁN
  • 21/03/2019
  • 20:30 hrs
  • Escuchar
Juan José Esparragoza “El Azul”, de espía político a capo del narco
Los reportes de la DFS señalaron a “El Azul” como uno de los principales narcotraficantes a principios de los 80. (Especial)

Antes de convertirse en capo de la droga, el narcotraficante Juan José Esparragoza Moreno conocido como “El Azul”, uno de los fundadores del cártel de Sinaloa, ingresó en 1970 a las filas de la Dirección Federal de Seguridad (DSF), desde donde prestó protección a criminales.

LA SILLA ROTA TE RECOMIENDA: Espionaje, narco y elecciones

Bibliografía como Mexico's Security Failure: Collapse into Criminal Violence, de Paul Kenny y Mónica Serano así como Los señores del narco, de la periodista Anabel Hernández, así lo reseñan.

En 1985, la DSF, el órgano de inteligencia actualmente extinto y que estuvo adscrito a la entonces Secretaría de Gobernación, abrió un expediente sobre este personaje, que está integrado por reportes de la Administración para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) y por noticias de medios de comunicación.

En los documentos que forman parte del expediente, que se encuentra en resguardo del Archivo General de la Nación, no mencionan que Esparragoza Moreno haya pertenecido a sus filas.

Los informes, que refieren a la DEA, mencionan que altos funcionarios estaban “íntimamente ligados” con líderes del crimen organizado. Entre ellos, Jaime Torres Espinosa, delegado del circuito de la zona noroeste de la Procuraduría General de la República (PGR) en Tijuana Baja California, quien favoreció a “El Jefe de Jefes” y narcotraficante Miguel Félix Gallardo en el juicio, donde fue absuelto.

Los reportes de la DFS señalaron a “El Azul” Esparragoza como uno de los principales narcotraficantes que operaban a principios de la década de 1980 en México, junto con Jorge Favela Escobosa, Rafael Caro Quintero, Ernesto Fonseca y Miguel Félix Gallardo.

También lo ubicaron como uno de los autores intelectuales del secuestro y asesinato del agente de la DEA, Enrique “Kiki” Camarena Salazar.  

De acuerdo con el periodista Humberto Padget, el 6 de febrero de 1985 un grupo de agentes y exagentes de la DFS pagados por Don Neto Fonseca se reunieron en su casa. Al día siguiente, a las siete de la mañana, el veterano narcotraficante les ordenó ir al domicilio de Rafael Caro Quintero. Prepararon el secuestro de Camarena.

El Departamento para el combate contra la droga explicó que está fundada la sospecha de que las autoridades judiciales mexicanas no colaboraron ágilmente en la investigación en torno al secuestro de su miembro, Enrique Camarena Salazar, lo que motivó la operación de intercepción a lo largo de la línea fronteriza con los Estados Unidos”, indica el informe.

"El Azul se integró como uno de los agentes de la Dirección Federal de Seguridad, la policía política que, a la vez, era una especie de dependencia controladora de la gran banda de narcotraficantes liderados entonces por Miguel Ángel Félix Gallardo, quien reconoció el talento de un joven Esparragoza y lo eligió como su lugarteniente”, de acuerdo con reportes de Padget.

El mismo año en que la DFS integró el expediente de Esparragoza Moreno, este órgano de inteligencia desapareció y dio pauta a la creación de la Dirección General de Investigación y Seguridad Nacional, que después se convirtió en el Centro de Investigación en Seguridad Nacional (Cisen).

TE PUEDE INTERESAR: Claves para entender apertura de expedientes secretos desde 1985

Este expediente forma parte de las más de 7 mil cajas de la DFS y de la Dirección General de Investigaciones Políticas y Sociales (DGIPS) en el periodo de 1920 a 1985 que se encuentran en el Archivo General de la Nación y que pueden consultarse, luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador anunciara que pondría a disposición de la ciudadanía. 

“El Azul” Esparragoza nació en Badiguarato, Sonora, mismo lugar de donde son originarios Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera y Rafael Caro Quintero. Fue encarcelado en 1986 y en 1991 fue liberado, después de cumplir su sentencia de siete años. Se unió a las filas del cártel de Juárez y se volvió uno de sus principales líderes.

En 2014 se difundió su presunta muerte. Familiares aseguraron que falleció de un paro cardiaco. Sin embargo, autoridades de Estados Unidos y mexicanas, dudaron de esa versión. Incluso, la Oficina Federal de Investigación (FBI por sus siglas en inglés) mantiene vigente su ficha de captura, donde ofrece 5 millones de dólares.

El nombre de Esparragoza Moreno cobró relevancia de nuevo, luego que a finales de 2018 fuera mencionado en el juicio en contra de El Chapo, en Nueva York, Estados Unidos. El líder criminal, Jesús “El Rey” Zambada García y testigo en el proceso judicial dijo que “El Azul” operaba en por lo menos 11 estados como socio de él y de Guzmán Loera.

 

 

djh