NACIÓN

El día que “El Chapo” dejó sin rosas a Culiacán

No fue cualquier día, se trató de un 10 de mayo, dejando sin flores a las madres de Culiacán. Sin embargo, las rosas no eran para una mujer, sino para un hombre

  • REDACCIÓN
  • 04/04/2019
  • 17:46 hrs
  • Escuchar
El día que “El Chapo” dejó sin rosas a Culiacán
Joaquín Guzmán Loera "El Chapo" (Foto Especial)

Era 2008 y el norte del país era escenario de una guerra entre viejos amigos: El Cártel de Sinaloa y los Beltrán Leyva.

Los hermanos acusaron a Joaquín Guzmán Loera, “El Chapo”, de haberlos traicionado y entregar a Alfredo Beltrán Leyva, “El Mochomo”, quien fue detenido a principios de dicho año en Culiacán, Sinaloa.

LEE ADEMÁS: VIDEOS: El momento en que El Chapo se entera de su extradición

Se separaron de la organización criminal y comenzaron una disputa sangrienta, donde Guzmán Loera tuvo la mayor de sus pérdidas: su hijo.

El 8 de mayo de 2008, cuatro pistoleros de los Beltrán Leyva acribillaron a Edgar Guzmán López, hijo de “El Chapo” y su segunda esposa Griselda López Pérez.

También murieron sus dos acompañantes, su primo César Ariel Loera Guzmán y Arturo Meza Cázares, hijo de Blanca Margarita Cázares Salazar, alias "La Emperatriz".

Frida Muñoz Román, pareja de Guzmán López se salvó gracias a que en el momento del tiroteo estaba realizando las compras en el establecimiento ubicado en el Desarrollo Urbano Tres Ríos, hacia el norte de Culiacán, una zona habitada por gente de clase media alta.

Según testimonios publicados por diarios de la época, los jóvenes estaban conversando en el estacionamiento cuando los sorprendió la llegada en cinco camionetas de un comando de al menos 20 hombres con chalecos antibala y armas largas.

El pánico se desató cuando se escuchó un fuerte estallido y el fuego apareció en un letrero en la pared superior del centro comercial, con un bazucazo, los gatilleros habían anunciado su llegada.

PUEDES LEER: Así se veía Emma Coronel antes de El Chapo, según redes

Los hechos ocurrieron en el mismo lugar donde inició la guerra: Culiacán, Sinaloa. Sin embargo, la muerte del hijo de “El Chapo” ocurrió en el estacionamiento de un supermercado conocido como el City Club.

Dada la ostentosidad de los capos de la droga, “El Chapo” no escatimó en gastos y derrochó en el funeral de Edgar Guzmán López.

Así, el líder del Cártel de Sinaloa mandó a comprar todas las rosas rojas de Culiacán para su hijo.

TAMBIÉN LEE: El otro apodo de El Chapo Guzmán

Este hecho dejó sin dichas flores al municipio sinaloense y con poco tiempo a los vendedores de resurtirse para el Día de las Madres, dos días después del asesinato de Guzmán López.

Tras el acontecimiento nació un corrido interpretado por Lupillo Rivera llamado “50 mil rosas”.

PODRÍA INTERESARTE: Así fue la boda de El Chapo Guzmán y Emma Coronel

"50 mil rosas rojas se vendieron en Culiacán llegando el 10 de mayo listos para celebrar, pero unos días antes se nos fue Edgar Guzmán”, inicia el corrido.

Y continúa: "El montonal de las rosas a ninguna madre enviaron todas fueron para un gran hombre que siempre lo respetaron les brindaron despedida las 50 mil llegaron".

Al día siguiente de la muerte, en el estacionamiento donde Edgar Guzmán fue asesinadse levantó un cenotafio.

LEE ADEMÁS: Los narcotestigos que declararían contra El Chapo

Tiene en el costado derecho las iniciales de los tres jóvenes que perdieron la vida ese día: EGL, CLG y AMC, con la leyenda "Siempre los amaremos".

Al principio sólo era la estructura de cantera y hierro, pero ahora cuenta con iluminación y plantas alrededor.

Además de la vigilancia, hay quien asegura que durante mucho tiempo amaneció todos los días con flores frescas.

PUEDES LEER: El día que El Mencho secuestró a los hijos de El Chapo

Una década después, un auto con dos jóvenes a bordo se mantiene a distancia prudente, pero cercana, del cenotafio, quienes inmediatamente asoman la cabeza cuando ven que alguien detiene su paso para tratar de acercarse a la estructura.