METRÓPOLI

Muere uno en linchamiento; salvan a 2 de quemarlos en fogata

Los pobladores de San Bartolomé Actopan dejaron heridos a otros dos por robar una casa y a un repartidor de gas

  • JUAN LÁZARO/ CORRESPONSAL
  • 18/05/2018
  • 00:00 hrs
  • Escuchar
Muere uno en linchamiento; salvan a 2 de quemarlos en fogata
Linchan a ladrones en San Bartolomé Actopan (Especial)

Temascalapa, Estado de México.- Un supuesto ladrón quedó muerto y dos más recibieron una golpiza por parte de más de 600 vecinos del pueblo de San Bartolomé Actopan, quienes decidieron lincharlos anoche, después que cometieron dos robos y tomaron un arma para balear a los pobladores y tratar de defenderse.

Los linchados fueron identificados como Fernando, Anselmo y Ricardo, todos familiares y de apellidos Cedillo Buendía, de 30, 23 y 17 años de edad, respectivamente, a quienes sacaron de su domicilio cuando los pobladores se dieron cuenta de que supuestamente habían robado en una casa y a un repartidor de gas.

Ellos se fueron a refugiar a su vivienda ubicada en la calle Buenavista, de donde sacaron un arma y dispararon contra los pobladores, antes de que la turba los atacara, pero un vecino sacó una escopeta para repeler la agresión y someter a los presuntos ladrones.

Hubo intercambios de balas y esto alertó a más pobladores, quienes rodearon la casa. La comunidad logró que los tres sujetos salieran del sitio, y de inmediato los empezaron a golpear.  Uno de ellos ya tenía una herida de bala.

Cae presunto asesino de candidato de Morena en Edomex

Los tres fueron llevados a la plaza principal de San Bartolomé Actopan, donde el linchamiento continuó contra los sospechosos. Ahí mismo murió el herido de bala después de ser golpeado en diferentes partes del cuerpo.

La policía municipal de Temascalapa llegó al lugar, pero no pudo controlar a la turba que insistía en quemar a los ladrones.

La Secretaría de Seguridad del Estado de México (SSEM) envió a más de 300 elementos para rescatar a los dos sobrevivientes del linchamiento.

En el momento en que los uniformados llegaron a la población, los vecinos ya tenían prendida una enorme fogata para quemar a los sospechosos.

Los comandantes iniciaron negociaciones con los vecinos para que les entregaran a una persona de 35 años, y un menor de 17 años de edad, quienes aún eran golpeados.

Después de sostener un diálogo entre los vecinos y la Policía, los presuntos delincuentes fueron trasladados a bordo de una ambulancia a un nosocomio donde recibieron atención médica, pero quedaron en calidad de detenidos.

La Fiscalía General de Justicia del Estado de México se hará cargo de investigar los hechos y deslindar responsabilidades, sobre todo porque murió uno de los supuestos delincuentes.

mlmt