DINERO

Tren México-Toluca, la mancha de los nuevos dueños mexicanos de OHL

Los hermanos Amodio se convirtieron en los principales accionistas de la empresa constructora OHL

  • REDACCIÓN
  • 22/05/2020
  • 09:15 hrs
  • Escuchar
Tren México-Toluca, la mancha de los nuevos dueños mexicanos de OHL
(Foto: Especial)

Los nuevos accionistas mayoritarios de OHL, los hermanos mexicanos Luis y Mauricio Amodio Herrera, tienen un lastre en su carrera empresarial: el proyecto atrasado del Tren México-Toluca que aún no ha visto la luz.

A Grupo Caabsa le fue entregada la concesión para construir el tramo 3 del tren que va del Metro Observatorio a Santa Fe, a pesar de que su oferta era la más alta entre los competidores: 8 millones de dólares más caro que Cicsa-Carso, 11 más que Sacyr-Mecano-Primex y 70 millones de dólares más costoso que Isolux de México; es decir, hasta mil millones de pesos.  

El tren debía concluirse para el segundo semestre de 2018, sin embargo, hasta el momento no ha podido dar servicio.

Es una obra que ha presentado sobrecostos, deficiencias en construcción, posibles desvíos y ha beneficiado a empresarios cercanos al gobierno de Peña Nieto.

El proyecto fue anunciado el primer día del gobierno del expresidente Peña, con una inversión programada de 38 mil 608.9 millones de pesos. No obstante, se gastaron 60 mil millones extras y son necesarios 30 mil más para ser concluido, tentativamente, en 2024, de acuerdo con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

En septiembre de 2019, fueron suspendidos los trabajos del tramo 3 para el viaducto elevado por un proceso para finiquitar los contratos por presuntas irregularidades.

Hasta ese momento, la firma había cobrado 2 mil 963 millones de pesos más que el costo total de la obra, misma que debió concluir en abril de 2018, pero que solo llevaba el 59 por ciento de avance.

La Auditoría Superior de la Federación (ASF), en la última revisión de la cuenta pública de la administración de Peña Nieto, indicó que si la operación del tren se posterga hasta el final del sexenio de López Obrador, el proyecto supondría una pérdida de 37 mil 740 millones de pesos.

En el reporte, agregó que si el tren no funciona en dicho año, se dejarían de percibir beneficios y se comenzarían a generar costos de mantenimiento.

La SCT aseguró en marzo que comenzará a hacer pruebas a mitad de este año, para ajustar los trenes a las vías ya existentes.

La secretaría también dio a conocer que la iniciativa privada invertirá 20 mil millones de pesos durante 2020 al proyecto, como parte del Acuerdo Nacional de Inversión en Infraestructura del Sector Privado, por lo que la obra será concesionada.

La compra de OHL

Los Amodio, dueños del Grupo Caabsa compraron el 16 por ciento del capital de OHL por 50.43 millones de euros, con lo que se convirtieron en los principales accionistas de la empresa constructora.

En el actual gobierno, mostraron intenciones de quedarse con algún tramo del Tren Maya, pero se quedaron con las manos vacías.

Ambos llevaban negociando con Juan Miguel Villar Mir más de un año, con la intención de adquirir hasta 35% de la empresa de capital español, de acuerdo con el periodista Mario Maldonado, en su columna para el Universal.

A pesar de que en el último año la acción de OHL se desplomó en la Bolsa de Madrid 48% a 0.55 centavos, los hermanos no resolvieron comprar lo que habían acordado originalmente.

Los inversionistas pagarán un precio total de 1.10 euros por acción, con una prima del 100 por ciento sobre la cotización de las acciones de OHL al cierre del miércoles (0.55 euros por título), y se han asegurado el control del 25 por ciento del capital antes del 22 de noviembre.

Esta transacción tuvo un impacto súbito sobre la cotización bursátil de OHL, lo que la convirtió en el valor que más ha subido en una jornada marcada en rojo y que le devuelve gran parte de sus pérdidas anuales.

"Es un motivo de orgullo y satisfacción poder participar como accionistas de un grupo mundial de infraestructura con más de 100 años de reconocida trayectoria. Estamos convencidos de poder aportar toda nuestra experiencia, valores y capacidad para apuntalar el futuro de OHL como un jugador de excelencia global", señalaron Luis y Mauricio Amodio Herrera, dueños de Grupo Caabsa.

El empresario español Villar Mir, quien por el momento  está al frente del consejo de administración, conservó tras la operación el 14.6 por ciento del accionariado.

cmo