DINERO

Perderle el miedo al crédito hipotecario en 2 pasos

Existen dos factores a tener en cuenta si uno de nuestros objetivos del año es comprar una casa, nos cuenta el profesor Ilan Eskenazi

  • DIEGO JOAQUÍN HERNÁNDEZ
  • 28/01/2021
  • 15:00 hrs
  • Escuchar
Perderle el miedo al crédito hipotecario en 2 pasos
Lo más importante del presupuesto son los gastos, desde el más chico hasta el más grande como renta, colegiaturas o servicios. (Pixabay)

Pese a la crisis económica derivada de la pandemia de covid-19, una situación financiera como la actual muchas veces abre oportunidades que en tiempos de estabilidad no se darían, como en el ámbito inmobiliario, por lo que es posible que este año puedas comprar tu propia casa. 

Ilan Eskenazi, profesor del Tec de Monterrey Unidad Santa Fe, resalta en entrevista para La Silla Rota, que existen dos aspectos a considerar para perder el miedo a los créditos hipotecarios y poder comprar una casa este 2021:

CONOCER LAS FINANZAS PERSONALES

Un alto porcentaje de la población no conoce sus finanzas personales, no tener una idea vaga de los ingresos y gastos que tenemos mes con mes o cada determinado periodo de tiempo, sino que ser expertos en los números y fuentes de recursos con los que contamos.

¿Cómo lograrlo? A través de herramientas como la elaboración de un presupuesto familiar escrito, es decir, un registro que deben conocer todos los integrantes del núcleo familiar.

Lo más importante del presupuesto son los gastos, desde el más chico hasta el más grande como renta, colegiaturas o servicios, resalta Eskenazi. 

El presupuesto ayuda a no hacer gastos innecesarios, así como a reducir los egresos excesivos. 

Otra herramienta de gran utilidad para cumplir el objetivo es el ahorro.

“Muchas veces pensamos que el ahorro significa ‘lo que me sobra del mes, lo guardo’ o debajo del colchón o en una cuenta de banco”, explica el experto, sin embargo, “el ahorro debe de ser un componente fijo como si fuera un gasto”.

Debe ser “un componente fijo que nos obligue a hacer ese ahorro, porque siempre hay gastos”.

Es indispensable asumir la disciplina de ahorrar semana a semana, quincena a quincena o mes con mes. 

CONOCER LOS PRODUCTOS FINANCIEROS

Una vez que se tienen finanzas controladas, se puede acercar con instituciones especializadas que ofrezcan créditos hipotecarios. Eskenazi la considera como la mejor herramienta para adquirir una casa.

Con el ahorro se puede llegar a una primera meta que es el enganche para una vivienda, que puede ser de entre el 10 y 20% del valor total del inmueble. Este concepto nos lleva al segundo factor determinante.

“Muchas veces pensamos que para comprar una casa tenemos que ahorrar y ahorrar hasta tener el precio de lo que vale”, que es donde muchas familias mexicanas “chocan con pared”, lo que les causa frustración. 

“Por más que ahorramos y ahorramos y ahorramos, cada vez que queremos ir a comprar una casa nos damos cuenta que no nos alcanza”, pero es debido a que los precios inmobiliarios, por lo general, suben más que la inflación del país, explica el académico.

“No le tengas miedo a un crédito hipotecario, en México son muy sanos”, asegura Eskenazi pese a que son productos que la primera vez nos da miedo, las tasas de interés cada vez son más bajas. 

“Hoy por hoy una hipoteca tiene muchas más facilidades que hace unos años”, tanto para el trámite como al momento de pagar, explica. Generalmente se pagan a 20 años y lo primero que nos espanta es el número de intereses que se van a pagar, pese a que ello hace que se termine pagando más de lo del verdadero valor del inmueble, año con año, la vivienda se vuelve cada vez más valiosa.

“Aunque sí le pagamos intereses al banco, ya somos dueños de nuestra vivienda”, asegura el profesor y recomienda acercarse a instituciones especializadas.

Otro método para adquirir una casa es el Autofinanciamiento, una herramienta para cuando no tenemos todavía ahorro o se carece de la disciplina para ahorrar.

Se empieza a pagar la casa desde el primer día, y al momento de acumular algún porcentaje de la vivienda, las entidades ayudan a comprar el resto de la casa.

Leonardo González, analista Real Estate de Propiedades.com explica que la seguridad es una variable crítica para residir en una ciudad, plaza o colonia. Al mejorar dicho indicador, se potencia la calidad de vida y garantías de derecho de cada propiedad de la zona.

Si los indicadores de seguridad tienden a mejorar a mediano plazo, se esperaría que la plusvalía también lo haga. Por lo que las propiedades de las zonas se venderán a un mejor precio.

“Con un inmueble seguro, se puede esperar mayor demanda y flujo de prospectos. Esto eleva su precio de venta. Aunque si una propiedad se ubica en una zona segura, recibirá mantenimiento y renovaciones, reformando el parque habitacional. Con ello mejora la calidad de vida, manifestándose en los avalúos para medir el valor de venta”, señala.

Existen, así, cinco recomendaciones clave para emprender camino hacia la compra de una casa, de acuerdo con el portal Vivanuncios. A saber: Saldar las deudas que se tienen; Reducir los gastos; Iniciar un fondo de ahorro; Investigar el proceso de compraventa y Estudiar la oferta inmobiliaria.

Este último punto es útil para definir las características de la casa que deseas comprar, incluyendo tamaño, ubicación, acabados y amenidades, y así estudiar la oferta de casas disponibles con estas características y sus precios de venta, a fin de establecer un presupuesto para comprar una propiedad.