DINERO

Ingresos presupuestarios caen 6.3% en febrero

Los ingresos presupuestarios del sector público cayeron 6.3 por ciento en febrero; mientras que el bimestre crecieron

  • REDACCIÓN
  • 30/03/2020
  • 23:08 hrs
  • Escuchar
Ingresos presupuestarios caen 6.3% en febrero

Los ingresos presupuestarios del sector público cayeron 6.3 por ciento en febrero y se colocaron en 394 mil millones de pesos, según el Informe Mensual sobre las Finanzas Públicas y Deuda Pública al mes de febrero, de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Aunque en enero los ingresos crecieron 17 por ciento, hubo una variación al siguiente mes principalmente por el retroceso de 33.7 por ciento de los ingresos petroleros y de 1.5 por ciento de los ingresos no petroleros.

En tanto, entre enero y febrero, los ingresos presupuestarios del gobierno aumentaron 6 por ciento en términos reales respecto al mismo bimestre del año pasado.

La dependencia indicó que los primeros dos meses del año los ingresos presupuestarios del sector público se ubicaron en 935.2 mil millones de pesos, lo que representó un alza de 6 por ciento real en comparación al mismo periodo de 2019, cuando ingresó 852 mil 474 millones de pesos.

En tanto, los ingresos tributarios no petroleros ascendieron a 628.4 mil millones de pesos, monto mayor en 5.1 por ciento respecto al de 2019, donde destaca el dinamismo del Impuesto al Valor Agregado por el efecto de menores saldos de devoluciones y compensaciones, así como el del IEPS, en particular, por la recaudación de tabacos.

Los ingresos no tributarios se ubicaron en 75.1 mil millones de pesos, cifra superior en 73.7 por ciento en términos reales a la del año previo. En enero de 2020 se recuperaron activos financieros del Fideicomiso del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México por 21.6 mil millones de pesos.

Los ingresos propios de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) ascendieron a 64.6 mil millones de pesos y fueron menores en términos reales a los del año pasado en 0.5 por ciento; mientras que los ingresos petroleros se ubicaron en 97.0 mil millones de pesos, 10.8 por ciento menos que el año anterior.

En febrero pasado, el balance público presentó un superávit de 10.7 mil millones de pesos, que contrasta con el déficit previsto en el programa de 76.2 mil millones de pesos y con el que se observó en el mismo lapso del año anterior de 27.6 mil millones de pesos.

De acuerdo con el reporte, el balance primario presentó un superávit de 96.3 mil millones de pesos, monto mayor al previsto en el programa de 19.2 mil millones de pesos.

Mientras que el balance público a enero-febrero, sin considerar hasta 2.0 por ciento del PIB de la inversión de las Empresas Productivas del Estado y del Gobierno Federal para evaluar la meta del balance presupuestario, registró un superávit de 103.6 mil millones de pesos.

En este contexto, entre enero y febrero, el gobierno federal reportó un subejercicio en el gasto público por 65.7 mil millones de pesos, luego de que ejerciera 938.4 mil millones de pesos en este periodo.

El gasto neto pagado fue mayor en 0.8 por ciento en términos reales, en relación con los mismos meses del año pasado.

Respecto al programa, el gasto programable fue menor en 66.9 mil millones de pesos, debido a un menor gasto en 19.5 mil millones de pesos de la Administración Pública Centralizada, 8.8 mil millones de pesos de los ramos autónomos, 15.3 mil millones de pesos del de las entidades de control presupuestario directo (IMSS e ISSSTE), 13.5 mil millones de pesos de la CFE y 12.8 mil millones de pesos de Pemex.

Según la SHCP, el gasto no programable fue mayor en 1.2 mil millones de pesos a lo previsto, debido al mayor pago de Participaciones por 5.2 mil millones de pesos.

Asimismo, el gasto de operación disminuyó 9.2 por ciento real, dentro de este rubro los servicios personales aumentaron 4.8 por ciento en términos reales; mientras que la inversión física fue menor en 7.4 por ciento.

El costo financiero de la deuda disminuyó 1.8 por ciento real; las participaciones a las entidades federativas aumentaron 2.0 por ciento; los subsidios, transferencias y aportaciones, distintas de servicios personales, fueron superiores en 25.3 por ciento; las pensiones y jubilaciones se incrementaron 7.4 por ciento y el gasto corriente estructural aumentó 6.4 por ciento.

BAJARÁN REMESAS

De acuerdo con Diálogo Interamericano, las economías de América Latina resentirán el golpe que sufre Estados Unidos por la pandemia del covid-19, lo que representará una baja de al menos 3 por ciento –4 mil millones de dólares– en las remesas, siendo México el país con la disminución más pronunciada.

Según las estimaciones del centro de estudios se prevé que en el país las remesas pasen de 36 mil 45 millones de dólares registrados el año pasado a 34 mil 440 millones en éste. En total, mil 604 millones menos para paliar una recesión que organismos internacionales y bancos de inversión han advertido que será severa en el país.

El estudio parte del desempleo previsto para Estados Unidos este año, que hasta el momento se estiman 3 millones de puestos de trabajo menos, de ellos 595 mil corresponderían a migrantes y de ellos 332 mil 980 de origen mexicano, de los cuales 90 por ciento dejaría de enviar recursos a sus familias.