DINERO

Formas simples de tomar el control de tu presupuesto ante la covid

Con cuatro pasos podemos lograr tener una sensación de control de nuestro dinero y sacar un gran beneficio para nuestra situación financiera

  • REDACCIÓN
  • 03/08/2020
  • 19:47 hrs
  • Escuchar
Formas simples de tomar el control de tu presupuesto ante la covid
Menos formas disponibles de gastar dinero, lo podemos ver en última instancia como algo bueno. (FOTO: PIXABAY)

Presupuestar puede ser tarea difícil si no estás acostumbrado, pero vigilar el dinero se ha vuelto importante en los últimos meses ante el impacto del coronavirus y el incremento de personas desempleadas. 

Con demasiada frecuencia abandonamos nuestros planes financieros, o evitamos la planificación por completo, porque los presupuestos pueden ser complicados pero debemos estar conscientes que la realidad financiera actual es dura; sin embargo, hay acciones simples que puede tomar para ordenar sus presupuestos financieros.

De acuerdo con el New York Times, con cuatro pasos totalmente realizables podemos lograr tener una sensación de control.

Paso 1: cancelar algo

La tarea de monitorear y planificar sus ahorros y gastos se siente demasiado grande, y el truco es dividir lo que está tratando de lograr en partes más pequeñas antes de comenzar con la más fácil. Esta estrategia, llamada "pequeñas victorias" o "bola de nieve", es mejor conocida por lidiar con deudas de tarjetas de crédito.

De acuerdo con la investigación, debe buscar la tarjeta con el saldo más pequeño, en lugar de la tasa de interés más baja, para obtener un impulso positivo.

Pero el principio se puede aplicar a su presupuesto de manera más amplia. Para obtener una pequeña ganancia, revisa tus tarjeta de crédito y extractos bancarios para encontrar un pequeño cargo recurrente que ya no necesitas y cancélalo.

Por ejemplo, puede ser aquel servicio de transmisión de TV que en realidad no ve, o una tarjeta de crédito de viaje o aerolínea con una gran tarifa anual. Incluso puede intentar llamar al banco para rebajar cargos de alguna tarjeta de crédito.

Paso 2: establecer número de gastos

No importan que tan altos o bajos sean tus ingresos, a la gran mayoría le desagrada hacer un presupuesto, solo uno de cada tres hogares se esfuerza por hacer un seguimiento de cuánto ganan o gastan en un mes determinado, según una encuesta de Gallup de 2013.

Un truco simple es reformular cómo pensamos en un presupuesto. En lugar de tener en cuenta cada peso gastado y organizar los gastos por categoría (salir a cenar, mejoras para el hogar, etc.), una estrategia para sentirnos más cómodos, puede ser establecer una cifra para gastar de manera segura cada mes en todo, sin importar dónde o cómo.

Calcula cuánto ganas en un mes y luego resta cuánto debe en costos recurrentes, como pagos de deudas, servicios, rentas, y gastos fijos como la cuenta de Netflix. A partir de ahí, establece cuánto deseas ahorrar, y así podrás calcular una cantidad personalizada para gastar durante el resto del mes sin endeudarte.

También puedes hacer listas de vigilancia de gastos para realizar un seguimiento de las categorías en las que tiendes a gastar de más.

Paso 3: crear un fondo de emergencia razonable

Un número seguro para gastar no funcionará bien para todos, especialmente para los que no tienen un sueldo estable o varía por temporada.

Los planificadores financieros hacer un fondo de emergencia, que consiste en seis meses de gastos esenciales en una cuenta de ahorro para cuando los tiempos se pongan difíciles. Pero, según el NYT, este compromiso puede ser una hazaña casi imposible para las familias con ingresos volátiles.

Por ello, recomiendan que si no puedes ahorrar para un fondo de emergencia, intenta simplemente ahorrar un porcentaje regular de tu cheque de pago (o cualquier ganancia inesperada, como un trabajo extra) en una cuenta corriente o de ahorros para ayudar a suavizar los picos y caídas de ingresos durante todo el año.

Este tipo de fondo de emergencia es más fácil de lograr que el fondo tradicional de seis meses, ya que no necesitas ahorrar tanto dinero, porque el objetivo es nivelar las caídas temporales de ingresos en lugar de cubrir medio año de gastos necesarios.

De acuerdo con Sharif Muhammad, un planificador financiero certificado con sede en Nueva Jersey, dado que está ahorrando para algo tangible como períodos o meses de bajos ingresos que sabe que llegarán, en lugar de un evento terrible desconocido e indefinido, es posible que encuentre la motivación más fácil.

Paso 4: ahorra el dinero que no estás gastando

Con las vacaciones canceladas, los bares cerrados y los gimnasios fuera de circulación por el coronavirus, probablemente estás gastando menos dinero de lo que eras antes de covid. Menos formas disponibles de gastar dinero, lo podemos ver en última instancia como algo bueno.

Si continúas gastando con prudencia, lo que ahorres en vuelos, cenas o noches en el cine, ayudará incluso a saldar las tarjetas de créditos o préstamos realizados.

Por ejemplo, si no sales de vacaciones este verano, guarda ese dinero en lugar de gastarlo en una compra de lujo. Así puedes hacer una lista de todos los gastos que tenías antes del covid-19 como transporte, comidas en restaurantes, entretenimiento, salidas, etc, y ese monto distribuirlo en ahorro, pago de deudas o tu fondo de emergencia.