DINERO

El Crack del 32 que el covid podría revivir en la economía mexicana

En el año de 1932, se registró el mayor derrumbe de la economía mexicana con la pérdida del 14 por ciento del PIB

  • REDACCIÓN
  • 18/05/2020
  • 14:55 hrs
  • Escuchar
El Crack del 32 que el covid podría revivir en la economía mexicana

Uno de los derrumbes históricos de la economía mexicana se dio en 2 de septiembre de 1932, día en que el Producto Interno Bruto (PIB) se desplomó en 14 por ciento al combinarse una crisis económica con una turbulencia política, la renuncia del presidente de ese momento, Pascual Ortiz Rubio, quien llevaba en el cargo dos años, seis meses y 26 días.

 SIGUE AQUÍ LA COBERTURA SOBRE EL CORONAVIRUS EN MÉXICO

A este momento se le llamó el Crack del 32, el cual englobó el derrumbe del PIB más la bancarrota del país desencadenada por una serie de factores internos que dio inicio en 1926 y se agravó en 1929, con la Gran Depresión.

En lo político, la figura caudillista, avasalladora del expresidente de México, el general Plutarco Elías Calles, proclamado jefe máximo de la Revolución, y su grupo encabezado por el general Manuel Pérez Treviño, obligaron a Ortiz Rubio a decidir entre arrestar a Calles, iniciar una sangrienta guerra civil y su sacrificio político, según escribió el general Lázaro Cárdenas del Río el 14 de octubre de 1931, un día antes de dejar de ser secretario de Gobernación de Ortiz Rubio, se detalla en Excélsior.

Las finanzas mexicanas se vieron asoladas por la Gran Depresión que estalló en Estados Unidos entre el 24 y el 29 de octubre de 1929, sumada a las decisiones políticas en México.

El terremoto en Wall Street de 1929 se agudizó en México por decisiones como la de 1930, cuando se firmó un convenio sobre su deuda externa, que se rompió dos años después.

Ya para 1931, se llevó a cabo una reforma monetaria bautizada como Ley Calles, que consistió en desmonetizar el oro para que la plata tomara su lugar, lo que devaluó el peso de 2.50 a 4 pesos en una semana. Dicha legislación sería sustituida por la Ley Monetaria en 1932.

En enero de 1932, se declaró moratoria a la deuda externa del país, se registraron reducciones en partidas de gastos, como sueldos, servicios y despido en la administración pública.

Todos estos yerros internos y la crisis mundial llevaron a la caída del PIB de México de 14 por ciento, concretándose el Crack del 32.

El Banco de México (Banxico) cuenta con datos como una pérdida del PIB de 22 por ciento en términos corrientes entre 1925 y 1932, al pasar de tres mil 621 a dos mil 821 millones de pesos.

Otra fuente citada por Excélsior calcula que entre 1929 y 1932 el PIB tuvo una pérdida de 20.55 por ciento. Lo que presenta una caída consistente de dicho indicador  y así se fraguó la peor debacle económica de México en toda su historia.


LOS PRONÓSTICOS POR EL COVID


El daño visto entre enero y marzo en el PIB mexicano no es nada comparado con el que tendrá lugar en el segundo trimestre y en materia económica, lo peor está por venir, advirtió CI Banco al destacar que el verdadero golpe económico por el tema de la pandemia de covid-19 llegará entre abril y junio. Es de esperarse registrar contracciones récord en el PIB.

El impacto económico en México que ha tenido lo que el FMI ha denominado como la "gran reclusión", es decir, el confinamiento de la población para atajar la propagación del brote, serán peores a los vistos en cualquier crisis de la época reciente, en particular aquellas registradas durante las crisis de 1994-1995 o la de 2008-2009.

Ante ello, su expectativa es una caída de 16% en el PIB del periodo abril-junio a tasa anual desestacionalizada. En la última encuesta de especialistas del sector privado levantada por Banxico, se muestra lo complicado que es pronosticar este periodo.

Entre 38 analistas económicos, el promedio esperado es una caída de 14.1% del PIB, pero las respuestas fluctúan entre -5.27% y -33.0%. Y la realidad es que cualquiera de esos pronósticos puede ser justificado como factible.

Los consensos para el crecimiento del PIB para cada uno de los siguientes tres trimestres son -12.46%, -7.81% y -4.70%, respectivamente, para el segundo , tercero y cuarto trimestre del año. De resultar cierto, el crecimiento acumulado en el año sería -24.48%, tuiteó el subgobernador del Banco de México, Jonathan Heath.

(Luis Ramos)