DINERO

Covid dispara al comercio electrónico; SAT amenaza las ganancias

El confinamiento ayudó al comercio electrónico a tener un flujo de compras como nunca antes; sin embargo, empresas y vendedores se suman a retenciones de SAT

  • REDACCIÓN
  • 17/07/2020
  • 21:49 hrs
  • Escuchar
Covid dispara al comercio electrónico; SAT amenaza las ganancias

El confinamiento de los consumidores para protegerse del covid-19 ha servido como catalizador para potenciar al comercio electrónico, al registrar un flujo de compras como nunca antes lo había tenido en su historia. Sin embargo, a partir del 1 de junio se sumarán las empresas y vendedores a las retenciones del SAT. 

El crecimiento del e-commerce se debe en gran parte a que la pandemia generó un cambio en los hábitos de consumo de las personas, quienes, para no salir de sus casas, incrementaron su volumen de compras en línea. Incluso, gente que nunca había adquirido algún producto por internet comenzó a hacerlo.

De acuerdo un estudio que realizó la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO), 51% de los consumidores mexicanos ya se encuentra abierto, de manera indistinta, a realizar sus compras en tiendas físicas o electrónicas, mientras que 95% de los nuevos compradores en línea se vuelven recurrentes. 

El e-commerce no sólo se ha fortalecido por el lado de los consumidores, sino también por el de la oferta. Para subsanar la baja en las ventas por esta cuarentena, todo tipo de negocios, tanto grandes compañías como Pymes, han incursionado en ofrecer sus productos en línea

GANADORES

Según la AMVO, las ventas en supermercados durante la pandemia registraron un crecimiento de 28% en las compras, con un 8% de nuevos consumidores.

Las ventas de moda subieron 30%, con 6% de nuevos compradores; mientras que la comida a domicilio se elevó 40%, con 5% de adquirientes inéditos.

En tanto, Mercado Libre reportó en el primer trimestre de este año un incremento de 81% en su volumen de pedidos en México, mientras que en la séptima edición del Hot Sale se vendió poco más de 20 mil millones de pesos entre el 22 de mayo y el 1 de junio de 2020. 

¿HAY PERDEDORES? 

A partir del 1 de junio de 2020 entró en vigor el nuevo esquema mediante el cual las empresas extranjeras que prestan servicios digitales a usuarios en México por medio de aplicaciones están obligadas al pago del Impuesto al Valor Agregado (IVA) por sus servicios.

Por la nueva fiscalización del SAT, los usuarios estarán obligados a pagar 16% del IVA con el pago de su servicio, y los socios, conductores, repartidores y vendedores deberán descontar de sus ganancias el ISR.

Así, quienes utilizan para ganar dinero empresas de transporte, como Uber y DiDi; de hospedaje como Airbnb, y de intercambio comercial como Mercado Libre, deberán pagar ISR, el cual será retenido por la compañía y dependerá del monto de ingresos mensuales que se reporten.

De acuerdo con 113-A de la Ley del ISR, el impuesto que paguen los conductores de las plataformas de transporte privado será de dos, tres, cuatro u ocho por ciento de sus ingresos, dependiendo el monto.

Ante ello, vendedores de plataformas de comercio electrónico como Mercado Libre, Canasta Rosa, acusaron que han perdido entre 30 y hasta 50% de sus ingresos. Incluso, restauranteros se dieron de baja de las app al quedarse sin 60% de sus ganancias en los pedidos.

Con la nueva modificación fiscal se estipula el pago de impuestos para aquellas personas que utilizan plataformas digitales como medio de trabajo, lo que equivale, en el caso del ISR, una retención de hasta el 5.4% dependiendo del monto total de ingresos mensuales y hasta del 16% en el caso del IVA

¿HAY FORMA DE EVITARLO? 

De acuerdo con Mercado Libre, los comerciantes que tienen un RFC cargado en sitios de comercio electrónico como ellos y Amazon pagan una menor cantidad por concepto de IVA e ISR que aquellos que no están dados de alta ante el SAT o quienes no deseen cargar sus datos fiscales en las plataformas.

Un vendedor que tiene un RFC cargado en la plataforma de ventas, la empresa le retiene 8% de IVA y entre 0.4 y 5.4% de la venta total por ISR, además de que puede acreditar la retención mediante el Comprobante Fiscal Digital por Internet (CFDI) proporcionado por la plataforma; en el caso de quienes no registren un RFC en el marketplace, este les retendrá 16% de IVA y 20% de ISR sin distinción, con lo que el total es de 36%, que no puede ser acreditado.      

En un webinar organizado por la AMVO, Alheira Orozco, jefa de Asuntos Públicos de Mercado Libre, recomendó a los vendedores formalizarse ante el SAT para pagar menos. 

Explicó que si un comerciante vende un producto por 2,000 pesos en el marketplace de Mercado Libre. Un vendedor con un RFC registrado ante la plataforma recibirá 1,726 pesos, después de que se le hubiera descontado 8% de IVA y 2% de ISR, más la comisión de 394 pesos que cobra la empresa para este producto en particular. El total pagado en impuestos y comisiones por este vendedor es de 274 pesos o 13.7% del precio del producto.

Si el vendedor no cuenta con un RFC registrado en Mercado Libre recibirá sólo 1,206 pesos porque la plataforma le retendrá 16% de IVA y 20% de ISR, además de la misma comisión de 394 pesos por la venta. Así, el comerciante tendrá que pagar 794 pesos en impuestos y comisiones o 40% del precio del producto.