DINERO

Biometría, entre avance tecnológico e invasión de datos personales

El uso de huellas digitales y reconocimiento de voz ha aumentado radicalmente en los últimos años

  • ALEJANDRA CEBALLOS VARGAS
  • 22/02/2021
  • 17:29 hrs
  • Escuchar
Biometría, entre avance tecnológico e invasión de datos personales

Cada vez es más común utilizar la biometría para tener acceso a nuestra información. Aunque anteriormente esta tecnología solamente se veía en películas y en agencias de gobierno, nuestras huellas digitales, cara y voz se han vuelto indispensables hasta para usar nuestros teléfonos.

Los expertos ven estos avances como una ventaja, y argumentan que los tiempos de tener que apuntar nuestras contraseñas en una libreta se están quedando atrás.

“Por suerte, la biometría ya trabaja en beneficio de la sociedad empresarial y de los usuarios en general, al facilitar que las personas utilicen algún rasgo físico para verificar su identidad en lugar de tener que crear, recordar y utilizar una contraseña en cada transacción o acceso,” explica Ricardo Torices, director de productos biométricos para la compañía DICIO.

Este tipo de tecnología también es cada vez más aprovechada por los bancos, quienes la usan para identificar a sus usuarios y poder corroborar su identidad. Esto sucede al realizar compras, ingresar a una cuenta en línea o contratar un servicio.

La empresa de electrónica Thales explica que los pagos biométricos tienen varias ventajas. Por ejemplo, los pagos se pueden hacer de forma más rápida y sin esfuerzo. Además, son más seguros debido a las características únicas de cada persona, lo cual puede ayudar a disminuir el número de fraudes y robos de identidad.

La empresa afirma que esta forma de pago se está convirtiendo en la favorita de varios clientes alrededor del mundo. Otras compañías como FICO aseguran que 78% de los usuarios de tecnología digital están dispuestos a compartir sus datos biométricos con instituciones bancarias y que 52% usa el escaneo de huellas dactilares para conectarse a las aplicaciones.

“Los clientes se están acostumbrando cada vez más al uso de los datos biométricos para identificarse, por lo que es esperable que el escaneo de huellas dactilares e iris, el reconocimiento facial y otros métodos se conviertan en la norma al momento de realizar compras en persona y en línea”, explica la directora de ventas en México de Thales, Yecaneh Aguado. “Los bancos que ofrezcan esta opción a los clientes, tanto en los dispositivos digitales como en las tarjetas, se destacarán como innovadores y, al mismo tiempo, se beneficiarán de la reducción de los costos y el aumento de la seguridad.”