DEPORTES

Deportistas que superaron adversidades médicas y alcanzaron el éxito

Estos deportistas han hecho historia con éxitos innumerables, pero antes tuvieron que superar adversidades médicas

  • REDACCIÓN
  • 31/10/2020
  • 18:03 hrs
  • Escuchar
Deportistas que superaron adversidades médicas y alcanzaron el éxito

Hay atletas que se enfrentan a decenas de obstáculos para lograr el sueño de hacer historia y ser un consagrado deportista lleno de éxitos. Sin embargo, hay deportistas que se enfrentan a adversidades que parecen no tener salida.

Lionel Messi, Julio Urías, Magic Johnson, Niki Lauda, son algunos de los deportistas que pusieron el peligro su carrera por problemas de salud.

Afortunadamente, estos atletas lograron superar aquellos obstáculos, y regresaron a la actividad para seguir sumando éxitos.

En Acción LSR te presentamos a los deportistas que superaron adversidades médicas y alcanzaron el éxito 

Julio Urías

Julio Urías hizo historia en Las Grandes Ligas al conquistar el séptimo título de Los Dodgers que no ganaban desde hace 32 años. El originario de Culiacán, Sinaloa, es uno de los pocos jugadores de la MLB que utiliza lentes y que siempre acapara la atención por su ojo izquierdo.

Julio Urías tiene su ojo izquierdo más pequeña que el derecho, esto se debe a un problema que marcó su vida durante su infancia y que lo llevó varias veces al quirófano.

El pitcher de los Dodgers nació con un tumor en el ojo izquierdo benigno, es decir, no es canceroso. El tumor le impedía ver con totalidad, y con tan solo cuatro años fue sometido a su primera cirugía. Después, ingresó fue operado tres veces más.

El pequeño Julio destacó rápidamente desde que comenzó a jugar, y con cinco años ya atrapaba la atención por su gran calidad. Sin embargo, en la escuela no lo pasaba todo bien, así lo aseguró su padre.

“Cuando creció un poquito, y más cuando entró a la escuela, sí había detallitos porque a veces había niños que lo señalaban por su problema. Yo traté de que no se frustrara, que no anduviera agarrando pleitos o enemigos, que él o viera como algo normal que se le iba a quitar”, comentó Carlos Urías a Los Ángeles Times.

Eso no fue impedimento, y el mismo Urías aseguró en una entrevista para Milenio en 2015: “Son las cosas de Dios… Me dio un ojo izquierdo malo, pero un brazo izquierdo muy bueno”.

Lionel Messi

Cuando era un pequeño, la carrera de Lionel Messi corrió peligro cuando se le detectó un déficit en la hormona de crecimiento. El que se convertiría en un histórico del futbol, tuvo miedo de no poder jugar de manera profesional debido a este problema, ya que con 10 años el astro argentino tan sólo media 1.25 metros.

El médico Diego Schwarzstein le prometió que lograría medir más que Maradona. En un principio fueron sus padres quienes se encargaban de inyectarlo en las piernas, hasta que terminó por hacerlo él.

Sin embargo, el tratamiento de Messi era muy caro, costaba mil 300 dólares por mes. Al principio su padre se hizo cargo de pagarlo, pero tuvo que dejar de costearlo por una crisis laboral en Argentina. Afortunadamente, lo llevó a probarse al Barcelona, equipo que continuó pagando el tratamiento hasta el final.

Eric Abidal

El lateral francés, histórico en Barcelona, recibió la noticia en 2011, cuando le diagnosticaron cáncer de hígado y unos días después de que se difundió la noticia llegó su operación.

Abidal se recuperó rápidamente y en un mes y medio regresó a las canchas.


Desafortunadamente, un año después sufrió una recaída, el futbolista recibió un trasplante de hígado. Su primo Gérard, fue quien se encargó de donarle el órgano. Abidal se repuso y 402 días después volvió al Camp Nou.

Germán Burgos

En marzo 2003 el portero del Atlético de Madrid fue diagnosticado con un tumor maligno en el riñón izquierdo, por lo que fue sometido a una intervención quirúrgica en una clínica de Madrid donde se le extirpó.

El argentino aceptó que la enfermedad se debió a que fumaba desde los 17 años.

Magic Johnson

Antes de la temporada 1991 de la NBA, el jugador de los Lakers fue detectado como portador de VIH. Magic Johnson reveló que contrajo la enfermedad al tener relaciones sexuales sin usar protección y anunció su retiro.

Sin embargo, Johnson regresó a la NBA para el Juego de las Estrellas de 1992 y más adelante fue parte del Dream Team en los Juegos Olímpicos de Barcelona.

Niki Lauda

Uno de los accidentes más impactantes de la Fórmula 1 tuvo a Niki Lauda como víctima. En el Gran Premio de Alemania en 1976, el piloto austriaco estuvo involucrado en un accidente donde tuvo quemaduras de tercer grado en la cabeza, además inhaló gases tóxicos que le dañaron sus pulmones.

No obstante, en 1982 regresó al gran circo y se consagró campeón de la Fórmula 1 con McLaren en 1984.

(dmv)