A UN AÑO

Chapecoense, el corte de caja a un año de la tragedia

Se cumple el primer aniversario del día en el que 71 personas murieron tras el desplome de un avión, entre ellas 19 jugadores del Club
Chapecoense, el corte de caja a un año de la tragediaEl dolor parece no disminuir ante la tragedia. (FOTO TOMADA DE WEB)

Este 28 de noviembre se cumple un año de la tragedia sufrida por el Club de Futbol Chapecoense, en la que 71 personas, 19 de ellas jugadores, fallecieron tras el desplome del avión que los trasladaba a Colombia para afrontar lo que sería la final de la Copa Sudamericana ante el Atlético Nacional.

El percance ocurrió mientras el aparato volaba sobre el Cerro Gordo, Colombia, y la noticia del desplome impactó no solo a medio deportivo sino al mundo entero.

Luego de estos primeros 365 días muchas son las dudas que aún permanecen en torno a los motivos de la caída, muchas consecuencias sobre los afectados y muchos los homenajes, que este día se incrementan.

Por lo pronto en Acción LSR te reportamos algunas de las situaciones que se han presentado.


El homenaje de la FIFA

Desde lo ocurrido con el Club Chapecoense, la FIFA hizo patente su pesar y para rendir un homenaje a las víctimas, para este día 28 y mañana 29 de noviembre ha solicitado a sus agremiados que previo a cada partido se guarde un minuto de silencio y de ser posible se haga mención al hecho. Cabe recordar que como parte de un fair play se decretó que el monarca de la Copa Sudamericana del año anterior fuera el Chapecoense, situación aceptada sin mayor objeción por el Atlético Nacional.


La controladora aérea y su pesadilla

A un año del accidente el diario El Espectador charló con la controladora aérea, Yaneth Molina, quien vivió desde la torre de control el momento en el que el avión se desplomó sobre el Cerro Gordo.

"Esto no se olvida. Es muy difícil pasar la página, y todos los días duelen las heridas que quedaron de aquella noche". Afirmó tras recordar la muerte de los 71 pasajeros.

Molina, una colombiana con 23 años de experiencia, siguió desde la torre de control del aeropuerto José María Córdova, próximo a Medellín, el minuto a minuto la tragedia del avión de la línea aérea boliviana LaMia.

"¿Por qué esto me tocó a mí? Creo que fue una prueba de Dios". Se pregunta y responde Molina al evocar los hechos que, según ella, también la convirtieron en "una víctima más" del fatídico vuelo 2933, reportó el diario colombiano El Espectador.

Dentro de la entrevista, Molina señaló haber quedado en la mitad de la tragedia: horas después "fue divulgado mi nombre, sufrí señalamientos, amenazas. Me convirtieron en centro de toda clase de hipótesis". Hoy sigue laborando.

El avión, con autonomía de 2.965 kilómetros, emprendía un vuelo hasta Medellín: un trayecto que normalmente se cubre en 4 horas y 22 minutos, pero que implica 2.973 kilómetros de recorrido.


El informe final

"Las causas de la caída del vuelo 2933 de LaMia, con todo el plantel del ´Verdao´, están más que aclaradas: negligencia del piloto y desabastecimiento de combustible de la aeronave. Sin embargo, existen muchos puntos oscuros acerca de los verdaderos responsables que enviaron a 71 personas a un viaje sin retorno". Afirma este día Infobae.

El medio señala que luego de 12 meses de la tragedia, las investigaciones de los expertos y las pericias aeronáuticas determinaron que el avión cayó por una mortal irresponsabilidad del piloto-dueño de la aerolínea Miguel "Myke" Quiroga, quien no se reabasteció y dejó sin combustible la aeronave.

Dicha situación fue registrada en el Informe Preliminar del Grupo de Investigación de Accidentes Aéreos (GRIAA) de Colombia, donde queda claro que la máquina AVRO 146-RJ85, de la empresa LaMia, cayó a las 9:58, con 73 pasajeros y 4 tripulantes, en el lugar conocido como Cerro Gordo, jurisdicción del Municipio de La Unión, Antioquia (Colombia), luego de que la aeronave quedara literalmente "sin combustible".

El propio medio señala las respuestas que aún no han logrado encontrar respuesta, como el hecho de que la aerolínea LaMia Corporation SRL obtuvo su habilitación de parte de las autoridades gubernamentales de Bolivia en 2015, a pesar de haber sido rechazada por su país de origen, Venezuela, donde fue creada en 2009.

Además, señala que aún no se tiene a los culpables sobre el permiso para que el avión despegara ni sobre la mala actuación que luego del percance mostró la compañía aseguradora. De la misma manera reclama el hecho de que aún no se pueda determinar el nombre de los propietarios de la aerolínea.


Los sobrevivientes


Sólo sobrevivieron Ximena Suárez y Erwin Tumuri de la tripulación, el periodista Rafael Henzel, y los jugadores Allan Ruschel, Jakson Follmann y Hélio Neto, quienes se han convertido -junto al recuerdo de sus 19 compañeros fallecidos- en el alma que mantiene en pie al club.

De ellos el único que ha vuelto a jugar es Ruschel, el defensa que regresó a la cancha ocho meses después del accidente.

Neto sigue su rehabilitación para volver a sentirse futbolista, que se prevé ocurrirá en el comienzo del próximo año, mientras que Follmann, quien sufrió la amputación de una de sus piernas, sigue vinculado al club.

El Club Chapecoense es un sobreviviente más, ya que el técnico Vagner Mancini ideó un plan a seguir que se fue respetando paso a paso, protegiendo los tiempos y sin sobresaltos para poder dar forma a un nuevo plantel, que hoy en día mantiene vivo el nombre de la institución.

Fue así que armó una plantilla competitiva gracias a la generosidad de varios clubes que cedieron jugadores sin condiciones.

Después del accidente, el conjunto brasileño sólo tenía dos jugadores y se tenía que rehacer un equipo entero.

"Fue un año muy complicado para nosotros. Pero hemos conseguido el objetivo que era la permanencia en la Serie A (Primera División de Brasil) a falta de tres jornadas para finalizar el torneo". Explicó en entrevista con medios locales el jugador del Chapecoense Tulio de Melo.

El conjunto brasileño se reforzó primero con jugadores jóvenes de categorías inferiores y de contratar a futbolistas que quisieran ver renacer al club. Uno de ellos fue Tulio de Melo, exjugador del Valladolid, que se sintió con la "obligación moral de volver al equipo porque no se veía jugando en otro sitio".


Las familias viven una mayor tragedia

Hasta este día, ninguno de los seis sobrevivientes ha recibido algún tipo de indemnización por parte de la aerolínea. Y peor aún, las familias de los fallecidos tampoco han logrado un verdadero apoyo que les permita superar la crisis generada por el fallecimiento del soporte familiar.

"El club se reconstruyó, recibió todo el apoyo, se movilizó, hizo un marketing sobre la tragedia mientras las familias quedaban a un lado". Lamentó Fabienne Belle, esposa de uno de los fallecidos quien harta del desamparo fundó junto a Mara Paiva, viuda del exfutbolista y comentarista Mario Sergio, la Asociación de Familiares y Amigos de las Víctimas del Vuelo del Chapecoense (AFAV-C).

Por ahora esta asociación busca que la aerolínea y la aseguradora cubran las indemnizaciones correspondientes y han negado aceptar un pago por 200 mil dólares que se les ha ofrecido por víctima, bajo condición de no realizar algún tipo de demanda paralela sobre las empresas y los posibles culpables.

Bajo este panorama se cumple el primer año de la tragedia que enlutó al futbol mundial y que ha quedado marcada como la página más negra en la historia del propio Club Chapecoense.



jla


LEA TAMBIEN


Se presentó el póster oficial del Mundial Rusia 2018

Con esto el certamen mundialista cuenta con lo que será su imagen total para difundirse en el resto del mundo

LEA TAMBIEN


Rusia facilita viaje a los aficionados que asistan al Mundial

Rusia no pedirá visa y los aficionados podrán viajar de una ciudad a otra gratis en tren





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información