Privacidad online

Así puedes crear una cuenta de correo anónima

Así puedes permanecer escondido incluso cuando mandas correos
Así puedes crear una cuenta de correo anónimaTen en cuenta que no puedes usarlo para actividades ilegales (FOTO TOMADA DE WEB)

Gracias a las revelaciones de espionaje gubernamental, parecía que la privacidad había muerto, esto hace que la gente se limite o tenga más precaución de lo que comparte en la web, pero no tiene que vivir con el miedo a ser observado, te decimos como hacer que al menos tu cuenta de correo sea totalmente anónima.

De acuerdo con Publimetro, para algunos, la necesidad de ser anónimos es más importante que nunca. Pero cuando entras a un servicio online y sus primeras tres elecciones para ingresar son usar tus cuentas de Google, Facebook o Twitter, es como si te hicieran un censo sutil. Otros servicios - como Google - esperan que compartas un número telefónico y una cuenta de correo más antigua - para ingresar (y si no para el ingreso principal, para las activaciones posteriores). Así que no estás escondiendo tus huellas del todo.

¿Qué hacer si quieres instalar una dirección de correo que sea completamente secreta y sin nombre, con ninguna conexión hacia tu persona, pero que no te obligue a sufrir la molestia de instalar tus propios servidores?

Esto va más allá de cifrar mensajes. Cualquiera lo puede hacer con un correo basado en web como Gmail al usar una extensión de buscador como Secure Mail de Streak. Para los clientes de correo en desktops, GnuPG (Privacy Guard) o EnigMail son obligatorias.

Pero aquellos no esconden a quien haya mandado el mensaje.

Aquí están los servicios que deberías usar para crear esa dirección de correo realmente anónima y no identificable. Pero asegúrate de usar tus poderes para el bien.

Primer paso: Navegar de forma anónima

Tu navegador web te está monitoreando. Es así de simple. Las cookies y las famosas e imparables "supercookies" saben dónde has estado y qué has hecho y están dispuestos a compartirlo. Claro, se trata principalmente de asegurarse de que veas anuncios orientados, pero eso no es mucho consuelo para aquellos que buscan navegar en privado.

El modo incógnito/privado de tu navegador no puede hacer mucho: los sitios aún registrarán tu dirección IP, por ejemplo.

Si desea navegar en la Web de forma anónima (y utilizar ese tiempo privado para configurar un correo electrónico), no sólo necesitas una red privada virtual, sino también el navegador Tor, un navegador basado en Mozilla, cargado de seguridad, del Tor Project. Si no sabes sobre Tor, es lo que solía llamarse The Onion Router; se trata de mantenerte anónimo haciendo que todo el tráfico que envías por Internet salte tantos servidores, que la gente del otro lado no pueda saber dónde estás realmente. Llevará más tiempo cargar un sitio web que con Firefox o Chrome, pero ese es el precio de la privacidad.

El navegador Tor está disponible en 16 idiomas, para Windows, Mac OS y Linux. Es autónomo y portátil, lo que significa que se ejecutará en una unidad flash USB si no deseas instalarlo directamente. Es totalmente gratis. Incluso Facebook tiene una dirección segura Tor para proteger la ubicación de los usuarios y permite que los usuarios accedan a lugares donde la red social es ilegal o está bloqueada, como China. Se estima que 1 millón de personas lo usan. También hay una versión para obtener acceso de Tor a Facebook en dispositivos Android.

Pero tampoco tengas la impresión de que Tor es completamente perfecto y te mantendrá un 1,000% anónimo. Los criminales detrás de Silk Road, entre otros, lo intentaron y fallaron. Pero es mucho más seguro que navegar abiertamente. Las agencias de aplicación de la ley necesitaron muchos recursos para atrapar a esos tipos malos.

Correo electrónico anónimo

Puedes configurar una cuenta de Gmail relativamente anónima, sólo tienes que mentir como político en elecciones. Eso significa crear una cuenta de Google completa, pero no proporcionarle a Google tu nombre real, ubicación, fecha de nacimiento o cualquier otra cosa que puedan usar cuando te registre (mientras usas una VPN y el navegador Tor, naturalmente).

Eventualmente tendrás que proporcionar a Google algún otro método de identificación de contacto, como una dirección de correo electrónico de un tercero o un número de teléfono. Con un teléfono, puedes usar un número desechable; utiliza una aplicación como Hushed o Burner o compra un teléfono celular prepago y miente con todos los dientes cuando se te pida información personal. (Sólo ten en cuenta que incluso el método más "seguro" tiene sus límites cuando se trata de mantenerte verdaderamente anónimo).

En cuanto a ese correo electrónico de terceros, existen servicios de correo electrónico anónimos que puedes usar, entonces ¿por qué usar Gmail en primer lugar? Electronic Frontier Foundation (EFF) dice que es inteligente usar un proveedor de correo electrónico diferente de tu cuenta personal si anhelas el anonimato: de esa manera es menos probable que te vuelvas confiado y cometas un error comprometedor.

Ten en cuenta que también debes usar un servicio de correo electrónico que admita la capa de sockets seguros o el cifrado SSL. Esa es la encriptación básica que se usa en una conexión web para evitar el espionaje casual, como cuando haces compras en

Amazon. Sabrás que estás encriptado cuando veas HTTPS en la URL, en lugar de solo HTTP. O aparecerá un símbolo de bloqueo en la barra de direcciones o en la barra de estado. Los tres grandes proveedores de correo web (Gmail, Yahoo Mail y Outlook.com) son compatibles con HTTPS. Obtén la extensión HTTPS Everywhere para Firefox, Chrome, Opera y Android, para garantizar que los sitios web usen de manera predeterminada el protocolo.

Eso es genial para la navegación web, pero ni HTTPS ni VPN son suficientes para permanecer ocultos cuando se envía un correo electrónico. Tú lo sabes.

Los seudónimos en el correo electrónico (como anonguy55@gmail.com) tampoco son suficientes. Sólo un inicio de sesión sin usar Tor significará que tu dirección IP real ha quedado grabada. Eso es suficiente para que te encuentren (si el buscador puede hacer que tu proveedor renuncie a algunos registros). Así es como el general Petraeus fue atrapado.

El punto es que, una vez que has llegado tan lejos, no hay razón para volver atrás. Usa un servicio de correo basado en web verdaderamente anónimo para enviar tus mensajes. Aquí están algunos de los mejores.

Hushmail

Recomendado por EFF y otros. El mayor atractivo de Hushmail es que está basado en la Web, es fácil de usar, no hace publicidad, y tiene encriptación incorporada entre los miembros. Por supuesto, para obtener todo eso, tienes que pagarlo, desde 49.99 dólares por año para 10 GB de almacenamiento en línea. Hay una versión gratuita con 25 MB de almacenamiento. Las empresas pueden usarlo por 5.99 dólares por usuario por mes, y obtienen su propio nombre de dominio.

Ten en cuenta que Hushmail ha entregado los registros a los federales antes, y sus términos de servicio establecen que no puedes usarlo para "actividades ilegales", por lo que no van a luchar contra las órdenes judiciales. Pero al menos son honestos desde el principio.

an





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información