ACOSO SEXUAL

"Cálmate mi amor", el nuevo modus operandi de acosadores

En redes sociales, mujeres han relatado que tanto en el Centro Comercial Santa Fe y en Taxqueña los acosadores actuaban como si fueran su pareja para que no las defiendan
Cálmate mi amor, el nuevo modus operandi de acosadoresAcoso sexual en CDMX (Especial)

A diario, cientos de mujeres son acosadas en la Ciudad de México sin embargo la forma de operar de estos se modifica constantemente y no todas las mujeres realizan su denuncia. En el último mes, dos relatos se han viralizado por las similitudes en la actitud de los acosadores: tras abordar a la víctima actúan como si fueran pareja para no levantar sospechas.

Caso 1: Falso novio en el Centro Comercial Santa Fe

Diana, una joven que borró su perfil de Facebook, narró que después de probarse algunas prendas en una tienda del Centro Comercial Santa Fe, al salir un hombre alto, vestido de traje y de 40 años aproximadamente la abordó tomándola del brazo e inició la plática comentándole que debió haberse comprado el pantalón que se probó.

En cuanto Diana se extrañó e intentó safarse, el sujeto comenzó a jalarle el brazo y a preguntarle qué tenía o qué pasaba mientras ella gritaba que no lo conocía y la soltara.


Él se mostraba tranquilo sosteniendo firmemente mi brazo mientras seguía caminando hacia la salida. Me safé y entonces me abrazó y me cargó mientras yo gritaba histéricamente que me soltara y pataleaba y le pegaba, mientras veía que toda la gente nos miraba y no hacía nada, pues el tipo actuaba como si me conociera, diciéndome "vamos para afuera, estás haciendo aquí un drama, todos nos miran, qué vergüenza" la gente me miraba como si estuviera loca", narra en la publicación.

Cuando un policía se acercó a preguntar si todo estaba bien, se dirigió al hombre e ignoró los gritos de Diana quien aseguraba que no lo conocía.

Como el sujeto seguía sosteniéndola fuertemente y cargaba la mochila de la joven, todas las personas miraban con extrañeza a Diana, "la gente creía que la loca era yo".

El hombre continuó actuando con naturalidad por lo que lograron llegar a la salida del estacionamiento.


Comencé a gritar más fuerte y estaba tan desesperada que dos chavos, se acercaron, me preguntaron si todo estaba bien y casi llorando les dije que no lo conocía que me ayudaran, comenzaron a discutir con el tipo, quien les decía muy tranquilo y cordial "lo siento mucho, ella es mi pareja solo que esta molesta, ya saben cómo son, pero es asunto de dos" a lo que uno de ellos le dijo que aunque yo fuera su pareja si no quería irme con él no tenía porque obligarme. Me jalaron y al ver que el tipo se resistía a soltarme se acercaron otros 3 chicos que venían con los que ya estaban ahí. Entre los 5 me separaron del tipo, quién tuvo que soltarme al ver que eran varios y que además mucha gente miraba y con la tranquilidad del mundo me dijo "Está bien, si eso deseas vete, mañana que se te pase el coraje te llamo y platicamos tranquilamente, cuídate" se dió media vuelta y salió", cuenta.

El caso tuvo un "final feliz" puesto que Diana logró estar a salvo aunque los hombres que la rescataron le dijeron que seguía esperándola por lo que tuvo que regresar a la plaza y a su trabajo. 


Caso 2: Falso novio en Taxqueña

Otra joven, Yos, estaba realizando el trasbordo de la estación Taxqueña de la Línea 2 del Metro al Tren Ligero cuando un hombre se acercó por detrás y le dijo que siguiera caminando.

Cuando Yos le dijo que le daba su cartera y celular, el sujeto le dijo que eso no le interesaba y la forzó a entrar al Tren Ligero.

"Empezó a hablar en voz alta diciéndome: ya no te enojes mi amor, deja de hacer berrinches", cuenta.

Sin embargo, una señora que viajaba al lado de Yos desde Taxqueña, intentó buscar su cara para preguntarle si estaba bien.


Creo que vio que moría de miedo y cuando él me jalo hacia él empecé a decir que no lo conocía que me soltara y empecé a gritar, la señora me jaló hacia ella y él se bajó dos estaciones después y le dije al policía que el tipo me venía siguiendo desde no sé dónde y en taxqueña empezó todo. Me pase dos estaciones en lo que se me pasaba el susto y la señora me dijo que me dejaría en mi trabajo".

Las similitudes

En ambos casos, las dos jóvenes relataron la tranquilidad con la que los hombres actuaban para simular que se conocían y que eran pareja.

Además, las dos chicas comentaron que los acosadores eligen a sus víctimas en un lugar público y en una hora concurrida donde la mayoría de las personas actúan con indiferencia

Finalmente ambas destacan que gracias a una persona que notó que la situación era sospechosa, preguntaron y lograron salir de la situación.

fmma

LEA TAMBIEN


Detienen a dos por acoso en Metro Pantitlán y Guerrero

El Sistema de Transporte Colectivo informó la detención a través de su cuenta de Twitter

LEA TAMBIEN


Acoso en CDMX: se dispara 400% en los últimos cuatro años

Hace unos años este delito era invisible, pero ante las constantes demandas ahora se puede castigar hasta con tres años de prisión





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información