En las últimas semanas hemos sido testigos de la caída de una buena cantidad de exfuncionarios del PRI por denuncias y juicios en el extranjero. Esta semana, una vez más desde fuera, fueron evidenciados los hermanos Moreira a partir de las cuentas que tienen sus familiares en las Islas Caimán y en Mónaco.

Este hecho se suma a la detención Javier Duarte en Guatemala, al arresto de Tarin (el suplente de diputado que quería tomar protesta bajo el cobijo del PRI para tener fuero) el arresto de Yarrington, la calidad de prófugo de César Duarte y aunque de otro partido, a los videos de Cadena, la recaudadora de López Obrador que está también prófuga (o cuando menos no se ha presentado al Congreso de Veracruz ni a los citatorios).

La política está muy descompuesta y no parece que vaya a componerse… es el precio de que el PAN haya ganado la Presidencia de la República en el 2000; el PRI centró su poder y su capacidad de corrupción en los gobiernos estatales y ahí está ahora el problema… tenemos un gobierno federal relativamente limitado por leyes e instituciones que lo vigilan y gobiernos estatales con demasiada libertad y muy poca vigilancia.

El caso de Moreira específicamente es ejemplar por varias razones:

·         Moreira al terminar su gubernatura fue el presidente del PRI que le dio a Peña Nieto su candidatura a la presidencia de la República.

·         A partir de los escándalos de la deuda en Coahuila (que en ese entonces se hablaba de unos 30 mil millones de pesos) tuvo que dejarle la presidencia del PRI a Pedro Joaquín Coldwell porque era muy incómodo tener a un presidente de partido tan señalado en plena campaña.

·         Al ganar Peña Nieto y ya haber dejado a su hermano de gobernador Humberto Moreira desapareció del ojo público y se supo que estaba estudiando en España; lugar donde fue arrestado.

·         Si existe una prueba de lo eficiente que puede ser el Servicio Exterior Mexicano es la pronta liberación de Moreira en España. Ahí todo el aparato diplomático se movilizó para dejar en libertad a Moreira.

·         La liberación fue posible gracias a que su hermano, Rubén Moreira, actual gobernador de Coahuila, a través de la procuraduría del estado cerró el caso que implicaba a Humberto Moreira y a las autoridades de España no les quedó más que dejarlo en libertad.

·         Ahora, por información proveniente de investigaciones norteamericanas, se sabe que cuando menos hay 62 millones de dólares en paraísos fiscales repartidos en cuentas de familiares de Humberto Moreira.

·         ¿y ahora?

Humberto Moreira es candidato actualmente a diputado local plurinominal en Coahuila, dice que no conoce Mónaco y que es un infundio toda la nota que dio a conocer el “Reforma” pero ya conocemos esa historia… no fue hace mucho que Moreira declaró que quien lo acusara de crímenes sería demandado… con todo y amenazas ¿habrá alguien que crea que es inocente? No dudo de su capacidad de ocultar el rastro y salirse con la suya, lo hemos visto desde el 2012 hacerlo, pero parafraseando a Vasconcelos: “lo estoy acusando de corrupto, no de pendejo”. 

@JulioCastilloL

@OpiniónLSR

Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información