Fortuna de ocho hombres, igual al ingreso de 3,600 millones de personas

Entre los multimillonarios se encuentran Bill Gates, Amancio Ortega, Warren Buffet, Carlos Slim, Jeff Bezos, Mark Zuckenberg, Lawrence Ellison y Michael Bloomberg

REDACCIÓN 16/01/2017 07:38 p.m.

Fortuna de ocho hombres, igual al ingreso de 3,600 millones de personas

La fortuna de ocho hombres es igual al ingreso de 3 mil 600 millones de personas, la mitad más pobre de la población mundial, de acuerdo con un nuevo reporte de Oxfam –confederación internacional de ong dedicadas a combatir la pobreza-, lo cual da otra perspectiva de la extrema desigualdad entre ricos y pobres.

El reporte, que toma como base la lista anual de multimillonarios de Forbes, fue elaborado con miras al inicio este 17 de enero del Foro Económico Mundial en Davos, Suiza, la reunión de líderes empresariales y gobernantes.

El informe es similar al del año pasado, que halló que la riqueza conjunta de las 62 personas más acaudaladas del mundo era igual a la de la mitad de la población mundial. Sin embargo, Oxfam revisó sus hallazgos ante nuevos datos recopilados por la compañía global de servicios financieros Credit Suisse.

“Este año hemos averiguado que la riqueza del 50% más pobre de la población mundial es inferior a lo que se había calculado anteriormente, y que tan solo ocho personas bastan para igualar su patrimonio total”, señala la confederación en su documento “Una economía para el 99% por ciento”.

Los ocho hombres más ricos del mundo según los datos de Forbes son:

 

– Bill Gates, el fundador de Microsoft, con un patrimonio de 75 mil millones de dólares

 

– Amancio Ortega Gaona, el español dueño de la firma Inditex, que incluye la tienda Zara, con 67 mil millones de dólares

 

– Warren Buffet, de la firma de inversiones Berkshire Hathaway, quien acumula 60,8 mil millones

 

– Carlos Slim Helú, magnate de telecomunicaciones mexicano, con 50 mil millones de dólares

 

– Jeff Bezos, de Amazon, con 45,2 mil millones de dólares

 

– Mark Zuckerberg, creador de Facebook, quien suma 44,6 mil millones

 

– Lawrence Ellison, de la empresa tecnológica Oracle, con 43,6 mil millones

 

– Michael Bloomberg, exalcalde de Nueva York y fundador del conglomerado de medios Bloomberg, quien acumula 40 mil millones de dólares

 

La situación en América Latina

Oxfam no ha concluido la recopilación de datos específicos para América Latina y el Caribe en parte porque, para que la información sea equiparable, deben contemplar la devaluación de las monedas en cada país. Por ello, es probable que la desigualdad económica en la región “siga recrudeciéndose si no se toman medidas concertadas” para reducir la brecha, indicó Rosa Cañete Alonso, economista y coordinadora regional de la campaña “Iguales” de Oxfam contra la desigualdad.

Por ejemplo, la existencia de paraísos fiscales “que permite a multimillonarios y grandes multinacionales eludir el pago de impuestos”, dijo Cañete Alonso en entrevista. “El otro gran tema es el salarial. Los salarios mínimos legales en la mayoría de los países de América Latina no cubren lo necesario para la subsistencia”, agregó.

Datos preliminares de Oxfam para este 2017, compilados a partir de cifras de Credit Suisse y Forbes, “muestran cierta reducción en las fortunas, sobre todo de los grandes multimillonarios latinoamericanos, pero eso está influenciado por el tipo de cambio”, dijo Cañete Alonso. Aun así, destacó que el año pasado, 32 personas de la lista de Forbes de América Latina ya concentraban la misma riqueza que 50% de la población de la región.

De hecho, un informe de 2016 de Oxfam sobre América Latina y el Caribe definía a la región como la más desigual de todo el mundo, a partir de la distribución de los ingresos per cápita.

En Honduras, por ejemplo, los más acaudalados percibían hacia finales de 2014 un salario anual 3 mil 919 veces mayor que el del quintil más pobre del país centroamericano, de acuerdo con el reporte. En México, de donde es originario Slim, uno de los ocho hombres más ricos, el quintil más pobre tiene ingresos anuales 482 veces menores que los multimillonarios.

 

El artículo original en The New York Times

 


Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información