Día 43: Trump, en polémica por relación con Rusia; acusa ‘cacería de brujas’

El presidente de EU insistió en que las filtraciones a la prensa sobre Sessions constituyen una "cortina de humo" de los demócratas para disipar su estrepitosa derrota en las elecciones

REDACCIÓN 03/03/2017 09:19 p.m.

Día 43: Trump, en polémica por relación con Rusia; acusa ‘cacería de brujas’

LEE TAMBIÉN

Día 39: Trump alista presupuesto y combate filtraciones

La Casa Blanca dio a conocer que el presidente Trump solicitará un incremento en el gasto en Defensa y Seguridad para el nuevo año fiscal


En un nuevo día en la Presidencia de Estados Unidos, Donald Trump calificó de “cacería de brujas” las revelaciones sobre los contactos del procurador general, Jeff Sessions, con funcionarios rusos, que volvieron a colocar a la defensiva a su administración.

 

En una serie de mensajes en su cuenta de Twitter, el mandatario insistió en que las filtraciones a la prensa sobre Sessions constituyen una "cortina de humo" de los demócratas para disipar su estrepitosa derrota en las elecciones de noviembre pasado.

 

Trump acusó que “toda esta narrativa es una forma de salvarle el rostro a los demócratas por perder una elección que todos pensaban que se suponía ganarían. Los demócratas están exagerando su jugada. Perdieron la elección, y ahora han perdido su control sobre la realidad”.

 

“La historia real son todas las filtraciones ilegales de información clasificada y otras informaciones. Es una ‘cacería de brujas’ total”, acusó.

 

Luego de estas declaraciones, salió a la luz una nueva versión de los hechos, y es que Jared Kushner, yerno y asesor del presidente Trump, está presuntamente involucrado en las reuniones con el embajador ruso.

 

Según versiones de los hechos, fue en diciembre que Kushner y Flynn se reunieron con Kislyak, encuentro que se llevaría a cabo en la Torre Trump de Nueva York, el objetivo básicamente era “establecer comunicación”.

 

Kushner no intervino lo suficiente, sin embargo, su presencia significó una muestra de la intensidad con la que el gobierno ruso está metido en los más altos círculos de la Casa Blanca y despierta nuevas dudas sobre la cercanía de Trump hacia su homólogo Vladímir Putin.

 

Las reuniones se llevaron a cabo en u punto clave  de la política tanto de estados Unidos como de Rusia, pues Obama estaba preparando las sanciones contra Rusia por su intromisión en la campaña electoral. El castigo tenía un motivo fundado.

 

Los servicios de inteligencia habían concluido que el Kremlin había puesto en marcha una gran operación para “ayudar a Trump desacreditando a la demócrata Hillary Clinton”. Para ello recurrieron al jaqueo de las cuentas de correo del Partido Demócrata y de su jefe de campaña, John Podesta. El material lo filtraron luego a Wikileaks para su difusión.

 

Sin embargo, la Casa Blanca ha insistido en que se trató de una reunión más de las “dos docenas” que mantuvo Kushner antes de la investidura con representantes extranjeros. Pero la presencia de Kislyak es lo que llama la atención.

 

Autoridades de EU proponen que mujeres y niños crucen separados

 

Ahora aquellas mujeres y niños que quieran pasar de manera ilegal a Estados Unidos tienen la posibilidad de ser separados por las autoridades estadunidenses, bajo la propuesta que está siendo considerada por el Departamento de Seguridad Nacional, de acuerdo con tres funcionarios.

 

Los funcionarios consultados explicaron que el objetivo de la propuesta es de retraer a las madres de emigrar a Estados Unidos con sus hijos, además ellos están informados acerca del plan el Gobierno del presidente Donald Trump.

 

Este cambio de política permitirá al Gobierno mantener la custodia mientras tratan de evitar la deportación o esperan por las audiencias de asilo.

 

Por otro lado si fuesen separados, los niños estarían bajo custodia especial del Departamento de Salud y Servicios Humanos, hasta que puedan ser cuidados por un familiar estadunidense o un tutor designado por el Estado.

 

Merkel irá a la Casa Blanca

 

El presidente estadunidense Donald Trump recibirá la próxima semana a la canciller federal de Alemania, Angela Merkel, quien realizará una visita oficial a Estados Unidos, confirmó la Casa Blanca.

 

El encuentro, el segundo que Trump celebrará con una líder europea después del encuentro que sostuvo el mes pasado con la primera ministra británica Theresa May, permitirá a ambos limar algunas asperezas en su relación inicial.

 

En enero pasado, Trump criticó la política migratoria de Merkel, bajo la cual Alemania autorizó en 2015 el ingreso de 900 mil refugiados, muchos de ellos provenientes de Siria, advirtiendo que dicha política podría resultar en deserciones de otros países de la Unión Europea.

 

El mandatario estadunidense calificó la decisión como “un error muy catastrófico”.

 

Poco después, Merkel rechazó los comentarios del gobernante estadunidense después que éste anuncio su orden ejecutiva prohibiendo temporalmente el ingreso a Estados Unidos de ciudadanos de siete países de mayoría musulmana.

 

lrc


LEE TAMBIÉN

Día 36: Trump endurece postura contra medios y emite fechas para muro

Se le negó la entrada a una conferencia de prensa en la Casa Blanca a medios como CNN, Politico, The New York Times, Los Angeles Times, Buzzfeed y BBC





Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información