Tarifa del transporte en CDMX, golpeada por 19 años (video y gráficos)

La tarifa del transporte en la capital del país ha subido apenas 2 pesos en 19 años, sin importar las alzas de las gasolinas o del dólar, lo que impacta en refacciones

SHARENII GUZMÁN 22/03/2017 10:02 p.m.

Tarifa del transporte en CDMX, golpeada por 19 años (video y gráficos)Tarifa del transporte en CDMX, golpeada por 19 años

El alza de la gasolina y del dólar, así como la inflación provocaron que se incrementara el costo de insumos, lo que ocasiona, ya, una situación “muy grave” para los operadores y empresarios del transporte público en la Ciudad de México, por lo que es urgente un incremento a la tarifa u otra fuente de financiamiento, aseguró Nicolás Vázquez Figueroa, representante de la Unión de Transportistas Nuevo Milenio.

 

En 19 años, el gobierno capitalino ha aumentado la tarifa del transporte concesionado en cuatro ocasiones. En 1998 el viaje mínimo costaba dos pesos, en 2004 incrementó a 2.50; en 2008 a tres y en 2013 a cuatro.

 

También la tarifa del Metrobús ha sufrido cuatro ajustes. Aunque este transporte arrancó operaciones en 2005 con un costo de 3.50 pesos. En 2008 tuvo dos alzas: la primera en marzo, pasó a 4.50 y en diciembre de ese mismo año, estaba en cinco. En 2013 aumentó a seis.  

 

Aproximadamente en la capital del país, el costo del transporte sufre un ajuste entre cada cuatro o seis años. El último incremento fue en 2013, por lo que transportistas este 2017 exigen un ajuste de manera urgente. Su argumento no es nuevo: los costos de los insumos están por las nubes.

 

En los cuatro aumentos que ha sufrido la tarifa de los microbuses durante 19 años, los transportistas arguyen que los altos costos de las gasolinas, la paridad del dólar y las inflaciones encarecen los servicios y refacciones. También en cada ajuste se comprometen a mejorar el transporte.

 

 

En estos 19 años, el costo del transporte ha subido dos pesos, mientras que las gasolinas han incrementado 12. 4, es decir el 457 por ciento. En 1998 el litro de magna tenía un valor de 3.60 pesos y el diésel de 2.20 pesos.

 

El líder transportista, Vázquez Figueroa explicó que el combustible se ha incrementado de manera abismal en los últimos años.  Si a esto se le suma el alza por la inflación que ha habido anualmente, las unidades están casi en una situación de inoperancia.

 

Además del costo de las gasolinas y la inflación, el alza del dólar también impacta a los transportistas, ya que las refacciones son importadas y su costo aumentaron este año.

 

“En este momento si es bastante crítica la situación, más aún cuando se ha solicitado por parte del gobierno que se pueda hacer la renovación del mayor número del parque vehicular. Esto se ve casi imposible bajo las condiciones actuales y otro factor que influye es el desplazamiento que tuvo el dólar que hace que la mayoría de nuestras refacciones, el 90 por ciento, como tienen un origen extranjero, son piezas que se importan”.

 

 

Compromiso de mejorar el transporte

El gobierno del Distrito Federal en 1995 llamó a los diferentes liderazgos de la capital a tratar de conformar sociedades mercantiles, y dejar la figura del hombre camión, sin embargo rechazaron la propuesta y es hasta 2005 que bajo el esquema concesionado nace el Metrobús en avenida Insurgentes, relató Jesús Padilla Centeno, dirigente de la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad.

 

Y a partir de 2005, el gobierno capitalino y transportistas comienzan la modernización de las unidades. Hasta la fecha han dejado de circular cerca de cinco mil microbuses, es decir se han sustituido el 21 por ciento del parque vehicular.

 

Los transportistas dicen que para modernizar el transporte es necesario que la tarifa no esté tan castigada.

 

“Seguimos solicitando el aumento, es indispensable para continuar el proceso de modernización, sin un aumento tarifario ya no podremos hacerlo. Para nosotros no subió el 20 por ciento el diésel”, indicó Padilla Centeno.

 

Señaló que del 2013 al 2017 el diesel ha aumentado 62 por ciento, el peso se ha depreciado el 70  y las tasas de interés han incrementado el 25 por ciento. “Así no tenemos ya ninguna posibilidad de modernizar el transporte con la tarifa actual”.

 

 

¿Qué proponen para solventar la situación?

Desde el año pasado, transportistas han realizado diversas sugerencias para solventar la situación. Líderes de por lo menos 52 empresas de Metrobús, Corredores Concesionados y Microbuses plantearon subir la tarifa de microbuses y combis 3 pesos. Actualmente el pago mínimo es de 4 y máximo 6. Con el alza, sería de 7 y 9 pesos

 

En el caso de los corredores de transporte se propone incrementar el costo del boleto 4 pesos. En Paseo de la Reforma los autobuses cobran 5.50, pasarían a 9.50. En Revolución, Eje 7, Circuito Interior, Periférico y Chapultepec, entre otros, la tarifa costaría 10 pesos. Para el Metrobús se propone que la tarifa sea de 8 pesos, dos más que la tarifa actual.

 

La principal e ideal propuesta es que la tarifa tenga un incremento. No obstante, esto podría ser un golpe bajo para la ciudadanía. Es por ello, que los líderes transportistas no se cierran a una opción y buscan otras alternativas. 

 

Nicolás Vázquez detalló que en las últimas semanas surgió otra propuesta que contempla que el gobierno de la CDMX otorgue otra fuente de financiamiento al transporte público mediante bonos de combustible.

 

“Hasta el momento veo dos formas de solución para mantener el servicio, uno, incremento directo a la tarifa y dos, que el gobierno nos de bonos para la gasolina”, dijo Vázquez Figueroa.

 

La ruta para incrementar tarifa

El único que puede autorizar un incremento es el jefe de gobierno de la CDMX, Miguel Ángel Mancera. La propuesta debe de salir de la Secretaría de Movilidad (Semovi).  Es por ello, que los transportistas siguen en reuniones y negociaciones con la dependencia capitalina.

 

Además, en la Asamblea Legislativa se anunció que buscarán un fondo federal para que se pueda aplicar en la CDMX en el tema de transporte.    

 

 

Capitalinos rechazan aumento a tarifa

En un sondeo realizado por la Silla Rota, la mayoría de los capitalinos entrevistados coincidieron que la economía no está para que aumente el transporte, ya que en lo que va el 2017 los precios están por las nubes.

 

Ricardo González opinó que es muy difícil que la gente se acostumbre a que la vida suba menos el salario. 

 

“Lo que debería ver el gobierno es que el transporte esté buenas condiciones y después hacer los incrementos. Ahorita como está, no creo que se pueda hacer. Comprendemos que el incremento a la gasolina esté afectando a los dueños de las unidades, pero si no dan un servicio como quieren exigir algo”.

 

Miguel Ángel Segura consideró que el gobierno local subirá la tarifa, sin importar lo que opine la ciudadanía. “El alza es inminente por los precios de las gasolinas. El incremento es lógico. De qué habrá un incremento es inevitable”.

 

En tanto, Arturo Soto opinó que ya es necesario un aumento a la tarifa, ya que los transportistas ya no pueden seguir aguantando la situación.

 

 “No la comparto, pero si justifico, ya que los insumos, a cualquiera que usa gasolina, nos están pegando y pues el volumen de gente que transportan los autobuses cada vez es mayor, por eso es necesario un ajuste”.


Debe iniciar sesión para poder enviar información

Debe iniciar sesión para poder enviar información